Crédito: AFP
¿Cómo se llama realmente la estrella boliviana?

¿Cómo se llama realmente la estrella boliviana?

Marcelo Moreno Martins tiene una deuda pendiente con Chile. Siendo el jugador más caro en la historia de Bolivia y su principal referente por casi una década, jamás ha podido festejar contra la Roja. Sólo le ha anotado un gol, en la derrota por 3 a 1 en las pasadas clasificatorias.

“Triple M” o “Matador” igual se dio tiempo para festejar antes del partido, ya que ayer cumplió 28 años. Lo acompañaba su esposa, Marilisy Antonelli, una abogada brasileña con la que se casó en octubre del año pasado, cuando él jugaba por el Gremio y ella era la Musa Oficial del club. “Me vio y se enamoró. Me envió un mensaje por Facebook y empezó a llamarme por teléfono. Me insistió por un mes para que tuviéramos una cita”, comentó la rubia a la prensa rosa de Bolivia, que le ha dado casi más cobertura que a su marido en este viaje a Chile para acompañarlo.

"Al delantero se le conoce como Moreno Martins o Martins Moreno. Guía práctica por si hoy hay que gritar un gol del equipo sorpresa de la Copa"

Martins es hijo de brasileño y boliviana. Su padre es el ex futbolista Mauro Martins, quien jugaba en el Oriente Petrolero de Santa Cruz de la Sierra hasta que Palmeiras lo fichó y su madre es la boliviana Ruth Moreno. Viviendo la infancia entre los dos países, Moreno Martins tuvo su primera oportunidad en el Vitoria, de Bahía, donde se destapó como goleador en 2005 y fue compañero de Hulk y David Luiz. Incluso jugó un torneo amistoso en Tokio por la Sub 20 de Brasil, en el que anotó 4 goles.

En Bolivia fue inscrito como Marcelo Martins Moreno, conforme a la tradición de que vaya primero el apellido paterno. Sin embargo, en Brasil, donde va primero el de la madre, se le conoce más como Marcelo Moreno Martins. Y como su nombre se hizo conocido primero por los goles que se hacía en Brasil, se le suele mencionar así. Sin embargo, en la Copa usa la denominación boliviana: su camiseta dice “M. Martins”.

No ha logrado consolidarse en un club. Fue ídolo en Vitoria, Cruzeiro y Gremio, pero sus pasos fueron breves. Fracasó en el Shaktar Donestk, el Werden Bremen y el Wigan inglés. Su pase desde el Cruzeiro a Ucrania fue por diez millones de euros, transformándose en el jugador màs caro de la historia en Bolivia. Hoy juega en el Changchun Yatai de China, que le paga 4,5 millones por año.


Lo más visto en T13