Crédito: Agencia Uno
Detenciones y persecuciones, algo no anda bien
Opinión

Detenciones y persecuciones, algo no anda bien

Detención ciudadana es la nueva forma de no llamar las cosas por su nombre. Escenas de violencia, abuso y agresión, cargadas de rabia y un sector de la sociedad que reacciona cual circo romano con su pulgar hacia abajo, pidiendo y aplaudiendo lo que sin duda no resiste reflexión ni análisis en materia de procedimientos bajo un Estado de Derecho de país moderno.

Una persecución descontrolada por las calles de Santiago, ya no por parte de la policía, sino que también por funcionarios municipales, con un Fiscal, otro funcionario público, que valida y reconoce el actuar, se suma a otras ocurridas en los últimos años, nuevamente con fatales consecuencias.

Y por otra parte, vemos una comunidad que reacciona de manera sorprendente ante la publicación de un video donde un carabinero filma su propia actuación al más estilo de película ochentera de policías estadounidenses, que por cierto poco se ajustaban a los procedimientos establecidos para operaciones en la vía pública.

"Sería interesante saber si estas situaciones responden a las políticas, procedimientos y entrenamiento de los equipos de seguridad, ahora incluyendo funcionarios municipales."

Un policía que dispara en presencia de gran cantidad de civiles -corriendo- no resiste ninguna investigación seria en materia de procedimientos de actuación estándar de país desarrollado. No obstante aquello, pareciera que se instala la validación del proceder.

Sería interesante saber si estas situaciones responden a las políticas, procedimientos y entrenamiento de los equipos de seguridad, ahora incluyendo funcionarios municipales.

Lo que está claro es que en Chile no es posible comparar lo actuado con lo definido institucionalmente por el Estado, pues políticas y procedimientos de persecución y reglas para disparar no se publican como sí ocurre en muchos países desarrollados, lo que deja espacio para la desorientación de la comunidad sobre lo correcto y lo incorrecto, apoderándose del debate el argumento emocional y populista, perdiendo la posibilidad de mejorar y dejando un espacio importante para que el desorden y abuso se apropie de la gestión de la seguridad ciudadana.

Procedimiento es sinónimo de guía de actuación estándar que detalla la forma de actuar, debe estar escrito, responder a políticas y, por cierto, poseer indicadores que permitan, entre otras cosas, medir con claridad rendimiento y cumplimiento. En este sentido, a nivel internacional es posible encontrar, incluso en los sitios web de las instituciones públicas, este tipo de documentación.

Es así como hay tres aspectos que son parte de los criterios básicos para realizar o no una persecución: la seguridad de los oficiales de policía, la seguridad del público y la gravedad del delito. Teniendo siempre presente que la seguridad de las personas prevalece por sobre la necesidad de captura inmediata del infractor.

"La seguridad de las personas prevalece por sobre la necesidad de captura inmediata del infractor."

Luego de la muerte de tres personas, un menor de edad que había robado un vehículo y dos jóvenes que transitaban en su motocicleta, cabe preguntarse si los criterios antes señalados fueron parte de la toma de decisión al momento de realizar una persecución o disparar en la vía pública.

Pero parece que ya es cosa juzgada, y lo hizo el pueblo por los medios de comunicación y las redes sociales.

Seguir por el actual camino sin lugar a dudas nos llevará a un problema mayor, el cual cuando golpee a nuestra puerta ya será tarde y solo quedará lamentarse por lo que no se hizo. Es hacer lo correcto, aunque implique tomar la decisión difícil, que en este caso puede ser la impopular.


Lo más visto en T13