Iguala: Así se vive en el epicentro de la tragedia mexicana

T13 recorrió el lugar en donde habrían sido incinerados los cuerpos de los 43 jóvenes desaparecidos, que hoy enlutan a México y tienen al gobierno de Enrique Peña Nieto sumido en masivas protestas

Por Alfonso Concha, desde Iguala

“El dolor nos Iguala”, tuiteo Jorge Drexler justo después de conocer la horrible confesión de los tres sicarios que asesinaron, descuartizaron y quemaron a los que hoy conocemos como los 43 de Ayotzinapa.

El juego de palabras, viene a resumir lo imposible que es no conmoverse con una historia que involucra a 43 jóvenes de entre 18 y 23 años que fueron ejecutados en la pequeña localidad de Iguala, con un nivel de ensañamiento pocas veces visto. No solo en México, si no que en el mundo.

Por si usted no lo sabe, los estudiantes se iban a manifestar por una serie de reivindicaciones sociales cuando la Policía Municipal, los atacó por orden del Jefe de Seguridad de Iguala. Luego fueron entregados a un grupo de sicarios y pronto…desaparecidos.

1440mexico

Pasaron 42 días y el circulo se cerró. Según el Ministerio Publico, los jóvenes fueron asesinados porque iban a interrumpir una solemne ceremonia municipal y no hubo mejor forma de silenciarlos, que matándolos. Se aclaró, además, que los estudiantes fueron confundidos con un grupo de narcotraficantes. Por eso los sicarios. Por es la maldad.

En México ya no se oyen rancheras. En cada rincón del país se escucha fuerte la palabra justicia. Porque acá temen que todo quede en el olvido. Que los 43 de Ayotzinapa se transformen en un número más…en uno de los 22 mil mexicanos que han desaparecido en los últimos ocho años, victimas del narcotráfico y su brutal guerra.

Es así como sigue la presión social, las marchas continuas, las tomas y los bloqueos.

El conocer finalmente el descenlance de los jóvenes, lejos de calmar los ánimos, el aclarar qué ocurrió con los estudiantes, magnificó un hecho que ya salió de lo más profundo de la Sierra mexicana, para copar todos los espacios públicos, amenazando -incluso- con desestabilizar a un Presidente Enrique Peña Nieto, quien en medio de la crisis, resolvió viajar y participar de la APEC.

Acabo de llegar del lugar exacto donde quemaron a los estudiantes. Me sugestiono solo de pensar en lo que sintieron aquellos jóvenes antes morir, porque algunos de ellos llegaron inconscientes, pero vivos a esa hoguera.

Y efectivamente me igualo con su sufrimiento, con su dolor, con la pena de sus madres y amigos, con esta enorme tragedia y su lúgubres detalles.

México merece enmendar su historia y tal como si fuera unos más de esos cientos de mexicanos manifestándose, creo que esta masacre sólo se aliviará con justicia. Eso también me Iguala.

Lo más visto en T13