Las gestiones de Hugo Bravo que ayudaron a hijo futbolista de fiscalizador del SII

Según la declaración de Jorge Larrondo, el ejecutivo intercedió para que Universidad de Chile liberara a su hijo.

Crédito: A. Uno
Las gestiones de Hugo Bravo que ayudaron a hijo futbolista de fiscalizador del SII

El 3 de septiembre de 2014 el contador auditor y fiscalizador del Servicio de Impuestos Internos Jorge Edmundo Larrondo declaró de manera voluntaria ante la Fiscalía Oriente en el marco del Caso Penta. 

Jorge es padre de los cadetes de la Universidad de Chile, Jorge, Luis Felipe y Nicolás, este último formó parte del plantel de la selección chilena sub 20 que consiguió el tercer lugar en el mundial de la categoría en 2007.

En la declaración, Jorge Edmundo declara que en el año 2012, su hijo Luis Felipe tenía ofertas para partir a jugar en el fútbol rumano, pero para salir de la Universidad de Chile necesitaba la autorización expresa del club.

Con esta situación, su colega Juan Martínez le ofreció sus contactos para llegar a Carlos Alberto Délano, dueño del grupo Penta que en ese tiempo además era accionista de Azul Azul y solicitarle que intercediera en el caso de Luis Felipe.

Los contactos

De esta forma Jorge fue presentado al martillero Jorge Valdivia, con quien se encontró en un café cercano a la sede del SII. "Ahí me señaló ser martillero público y según él efectivamente conocía a Délano, por lo que le pedí por favor hablar con esta persona para que intercediera en el permiso del club para mi hijo", dice la declaración.

"Bravo indicó que hablaría del caso con Carlos Alberto Délano, después de eso me fui"

En ese encuentro Valdivia le sugirió hablar con Hugo Bravo, vicepresidente del holding, "concurrí hasta las oficinas del grupo Penta y solicité hablar con Bravo, en ese momento llegó Jorge Valdivia y entramos juntos a la oficina de Bravo". 

Lugo de exponerle el caso, Larrondo dice que Bravo le "indicó que hablaría del caso con Carlos Alberto Délano, después de eso me fui".

Los resultados

"Pasado un tiempo, recibí un correo de parte del señor Cristián Aubert, gerente general de Azul Azul S.A., señalando que Délano había informado el caso de mi hijo y que se estaba evaluando", indicó Larrondo en su declaración.

"Pasado un tiempo recibí un correo del gerente general de Azul Azul S.A., señalando que Délano había informado el caso de mi hijo y que se estaba evaluando"

Después explica que nunca hubo una comunicación oficial acerca de la libertad de acción de su hijo Luis Felipe Larrondo, aunque este pudo firmar en Club Deportivo Barnechea "sin tener impedimento por parte de la Universidad de Chile".

En el marco de la investigación, el fiscalizador del SII plantea que por las gestiones "no se me pidió nada a cambio" y que solo en una ocasión le tocó ver temas de alguna empresa ligada a Penta, la inmobiliaria Guadalquivir. "Me fue asignada en forma aleatoria por mi jefe de grupo en dos años consecutivos", cerró.

Noticias Relacionadas

Lo más visto en T13