Tres cifras que muestran lo difícil que es destruir a ISIS

Destruir organizaciones terroristas es bastante difícil, más aún el ISIS.

Tres cifras que muestran lo difícil que es destruir a ISIS

Hoy se realizó la conferencia en Irak que reunió a 30 países con el fin de derrotar a los islamistas del ISIS, parte importante del plan lanzado por Obama la semana pasada, con el fin de destruir al Estado Islámico. Algo, que según los expertos no será tarea fácil Un general involucrado en la planificación -entrevistado por el Washington Post-  llamó a la misión en contra del ISIS como "la más dura de lo que hemos tratado de hacer hasta ahora en Irak o Afganistán".  Vox Media se preguntó qué es lo más complejo para derrotar a los ISIS. 

 

20.000 militantes

La CIA estima que ISIS tiene una fuerza de combate entre 20.000 y 31.500 militantes. La Agencia estimaba que en junio contaban con 10 mil miembros, lo que habla de un error de la CIA o de la eficiencia en el reclutamiento de los extremistas. Estos combatientes ISIS no sólo están bien equipado -han robado armamento sofisticado al ejército iraquí- sino que  además son extremadamente eficaces en términos tácticos. Cuentan con veterano, que han combatido por años en Siria e Irak. En junio, 800 combatientes ISIS derrotaron a 30.000 soldados del ejército iraquí en Mosul. Por el contrario, los rebeldes que Obama quiere armar, tienen menos experiencia y son más dispersos. 

 

56

Nuevo gabinete de primer ministro iraquí, Haider al-Abadi es el 56% chiíta, según un recuento del bloguero especializado en Irak, Joel Wing. Eso hace que su gabinete aún más sectario que cualquiera de sus predecesoras. Esto es relevante, porque parte importante de la simpatía que han logrado los islamistas, es la sensación de los sunitas que han sido completamente desplazados del poder y los privilegios. El noroeste del país es sunita, y es justamente donde más fuerte es el ISIS. "Yo he insistido que la acción de Estados Unidos dependía que los iraquíes formaran un gobierno inclusivo, que ahora se han hecho en los últimos días", dijo Obama en su discurso de 10 de septiembre. Pero la realidad sugiere lo contrario. "El gobierno está compuesto en su mayoría de chiíes islamistas que pueden no diferir de Maliki en muchos temas clave", dice Fanar Haddad, académico y experto en Irak de Universidad Nacional de Singapur. Y agrega:  "De hecho, creo que el nuevo gobierno es probable más de la línea dura de Maliki". 

0

Según el Washington Post, EE.UU. no ha logrado destruir una sola organización terrorista islamista importante desde 9/11. Y Obama quiere hacerlo con el ISIS, que es uno de los grupos más fuertes que hemos visto. Destruir organizaciones terroristas es bastante difícil. A menudo tienen apoyo de la población local, lo que hace que sea fácil para ellos esconderse entre los civiles y reclutar nuevos combatientes. Con frecuencia tienen estructuras de liderazgo descentralizados, lo que permite que la muerte de algunos líderes sea insignificante. ISIS, además, tiene una historia de resistencia.   

 

 

 

Lo más visto en T13