Síguenos

Deportes13

Altura, vestuario o clima: Los trucos "sucios" para lograr ventajas jugando de local

Equipos de diversos deportes alrededor del mundo han utilizado curiosas tretas para enfrentar a sus contendores.

Crédito: BBCMundo/Getty
Altura, vestuario o clima: Los trucos sucios para lograr ventajas jugando de local

Cuando la primavera llega a Estados Unidos es sinónimo de una cosa, béisbol.

Este fin de semana arranca la temporada 2015 del que fue considerado en un tiempo el pasatiempo favorito de los estadounidenses y que se ha convertido en el destino favorito de los mejores jugadores de la cuenca del Caribe. Nuevos peloteros saldrán a escena y una vieja leyenda volverá a aparecer con el bate en sus manos (Alex Rodríguez), pero una de las grandes novedades este año no lanza, ni corre, ni batea y ni siquiera juega.

El principal refuerzo de los Mets de Nueva York es... ¡una pared!

Lo que fue una sorpresa para muchos, cuando el pasado mes de noviembre el director general de los Mets, Sandy Alderson, anunció que su franquicia iba a mover la pared que marca el límite del campo por el jardín central y derecho del estadio Citi Field, ahora es una realidad.

La idea de achicar las dimensiones del terreno de juego, en algunos lugares hasta 3,35 metros, surgió a raíz de un análisis que llevó a cabo el equipo de la liga nacional en el que se concluyó que hubieran conseguido 17 cuadrangulares más el año pasado de haber tenido una pared más cerca.

Los Mets cuentan con muchos bateadores de poder zurdos lo que les daría una clara ventaja sobre sus rivales y les permitiría, en teoría, aspirar a la Serie Mundial, título que no consiguen desde 1986.

Si bien el equipo está en su derecho de tratar de aprovechar al máximo la condición de jugar de local, muchos consideran que la medida no está de acorde con el "juego limpio" que se cree debe haber en el deporte.

Sin embargo, lo que hicieron los Mets no es algo que ocurre por vez primera.

En BBC Mundo recordamos otros cinco casos curiosos en el que los visitantes fueron recibidos de una manera inesperada.

1. El calor de Texas

Aunque el equipo de baloncesto Miami Heat es el que hace referencia al calor en su nombre, ninguno de sus jugadores estuvo preparado para lo que vivieron en el primer juego de la final de la NBA contra los San Antonio Spurs en 2014.

El aire acondicionado de la cancha dejó de funcionar por lo que el partido tuvo que disputarse con temperaturas superiores a los 32ºC.

La estrella de Miami en ese momento, Lebron James, se vio afectado por el fuerte calor y dijo durante el partido que los estaban cocinando.

Si bien los técnicos de San Antonio aseguran que se trató de una falla, muchos aficionados de Miami creen que fue adrede. Los Spurs ganaron el partido y después se coronarían campeones.

2. Fútbol en las alturas

No nos vamos a referir a los casos de La Paz o Quito, donde las selecciones nacionales de Bolivia y Ecuador juegan sus partidos internacionales de fútbol.

A fin de cuentas ambas ciudades son las capitales de los respectivos países.

El caso de Estados Unidos, en cambio, si tiene un fondo de ventajista.

Es común que las autoridades estadounidenses programen los partidos contra equipos centroamericanos en sedes de clima frío como Ohio, Utah y Colorado.

Pero lo que ocurrió en marzo de 2013 en las eliminatorias al Mundial alcanzó un nuevo límite.

El partido contra Costa Rica se jugó bajo una tormenta de nieve, siendo prácticamente imposible dominar la pelota durante los últimos 15 minutos del encuentro.

EE.UU. ganó el partido 1-0, lo que desató la furia de los jugadores ticos que calificaron el partido como "una vergüenza para el fútbol".

3. Un vestuario rosado

Las tácticas de algunos equipos que juegan de local a veces pasan de ser una picardía a muestras de mal gusto. Este fue el caso de la Universidad de Iowa, que mantuvo el vestuario reservado para el equipo de visitante pintado de rosado, desde el suelo hasta el techo, durante más de tres décadas.

La medida recibió muchas críticas en la época al considerarla sexista y homofóbica.

"Envía el mensaje que cualquier cosa asociada con las mujeres es algo menor", expresó el exprofesor de la universidad, Jil Gailding, al Inside higher Ed.

"El momento en el que leí sobre los vestuarios rosados y como la universidad lo pintaba cada vez con una tonalidad más fuerte lo sentí como una cachetada en la cara. Fue insultante".

Está claro que el color tuvo su efecto en otros equipos, hasta el punto que el exentrenador de la Universidad de Michigan, Bo Schembechler, ordenaba a cubrir las paredes con papel cuando su equipo jugaba allí.

4. El alto del césped

No es algo nuevo en el fútbol, pero que ha quedado más evidencia en tiempos recientes dada la perfección en la que están los campos de juego.

El entrenador del Arsenal inglés, Arsene Wenger, constantemente se queja que los equipos rivales dejan el césped alto para frenar el desplazamiento de la pelota y con ello interrumpir la fluidez en el juego de su equipo. Esta táctica también la suelen utilizar contra el Barcelona y otros equipos que basan su juego en un estilo con el balón en los pies.

En el fútbol americano también hay un caso similar. Ocurrió en 2005 cuando el campo de Notre Dame lució extrañamente descuidado en un partido contra USC.

"Sabías que el césped estaba alto y sabías que lo habían dejado así intencionalmente", dijo en su momento el asistente del USC Steve Sakisian. "No fue que alguien se olvidó de cortar el césped ese día".

5. Ruido artificial

Un caso que si fue declarado ilegal y en el que el equipo resultó castigado fue el que involucró a los Atlanta Falcons, de la Liga Profesional de Fútbol Americano de Estados Unidos (NFL, por sus siglas en inglés).

Esta semana los Falcons recibieron una multa de US$350.000 y perdieron su selección en el sorteo de jugadores por ambientar su estadio con un ruido estremecedor.

El ruido pretendía ser de aficionados, pero resultó que su origen era artificial y aparecía cuando los equipos rivales se reunían en el campo para decidir la estrategia a seguir en el partido.

El dueño del equipo, Arthur Blank, quien no estuvo al tanto de lo que ocurrió durante 2013 y 2014, calificó que había sido una situación "vergonzosa".

 

Lo más visto en Deportes13