Síguenos

Deportes13

Por qué ver fútbol de manera ilegal en internet es peligroso

Estudio asegura que las páginas de streaming para ver partidos de fútbol gratis ponen en riesgo tanto los dispositivos del usuario como su privacidad.

Crédito: BBC Mundo
Por qué ver fútbol de manera ilegal en internet es peligroso

La próxima vez que decida ver un partido de fútbol a través de un servicio de streaming gratuito por internet, piénselo dos veces.

Y es que según un estudio, con ello está poniendo en gran riesgo tanto sus dispositivos como su privacidad personal.

La investigación afirma que los sitios más populares de streaming están atrayendo a hasta ocho millones de visitas al mes.

Igual que muchos servicios gratuitos, las páginas piratas dependen de los anuncios publicitarios.

Pero como pocas marcas respetadas están dispuestas a unir su nombre a un distribuidor ilegal, los sitios recurren a anuncios que contienen virus informáticos para atraer ganancias.

Según los investigadores, entre las miles de transmisiones estudiadas, hasta la mitad habían infiltrado software malicioso en los aparatos de los usuarios a través de anuncios forzados o de otras técnicas engañosas.

También estudiaron cómo se manejan los sitios y desde dónde.

Además de la publicidad pop-up (ventanas emergentes) y overlay (superposición), observaron un incremento en los sitios que exigen al usuario instalar plugins(extensiones) para navegadores para poder ver los contenidos de forma gratuita.

Los investigadores señalan que los anuncios maliciosos no sólo aparecen en los sitios de fútbol, sino que este software también está secuestrando sitios web por lo general seguros.

"(Para mirar el streaming) tienes que instalar la extensión y una vez que el usuario instala las extensiones, éstas pueden infectar cualquier página web que el usuario esté visitando", le dijo a la BBC Zubair Rafique, el principal investigador del estudio.

"Así que si una persona instala la extensión para mirar un partido, y después visita un sitio como BBC.com, esa extensión puede en realidad cambiar los contenidos de BBC.com e incluir los vínculos maliciosos".

"Esto es extremadamente peligroso", afirma.

La conexión de Belice

El estudio analizó más de 5.000 dominios con agregadores de streaming, es decir, los sitios que recopilan emisiones gratuitas en internet.

Además de los sitios de agregadores, analizó la vasta red de proveedores de contenido, los servicios que ofrecen el propio video.

Debido a esa separación entre los sitios de agregadores y los servicios de proveedores de contenido, es difícil que las autoridades puedan acabar efectivamente con la piratería de fútbol.

A pesar de que muchos de sitios de agregadores han sido clausurados, los emisores de video se mueven rápidamente a un sitio diferente y así el ciclo continúa.

Los sitios de agregadores a menudo ofrecen diferentes emisores del mismo partido.

"Descubrimos que casi 25% de los streamings en vivo se originan en varios servidores alojados en Belice", afirma el estudio.

"Más de 60% de los analizados se originan en servidores de medios provistos por sólo cinco compañías localizadas en Belice, Suiza, Holanda, Suecia y Canadá".

"Además, encontramos que más de 64% de los que ofrecen estas emisiones han sido reportados al menos una vez por violar los derechos de autor de los dueños del contenido".

"Ya que sólo unos cuantos proveedores de canales son responsables de transmitir la mayoría de las emisiones en vivo, creemos que un estricto control de las operaciones de estas entidades puede, en efecto, minimizar el volumen del streaming ilegal transmitido en vivo", asegura.

"No se requiere tomar medidas"

Pero ¿cómo forzar este estricto control?

Hay muchos servicios de alojamiento web que están dispuestos, por el precio correcto, a ofrecer espacio en servidores rápidos y protegidos para casi cualquier clase de operación en línea.

Koddos es una de las compañías de alojamiento web que cita el estudio.

En su website dice: "Las principales reglas son no a la pronografía infantil, los textos/páginas maliciosas o el correo basura en la red, pero casi todo el otro contenido está permitido".

"El abuso y los mensajes DMCA (para protección de los derechos de autor), serán reenviados al cliente pero en la mayoría de los casos no se requiere tomar medidas".

DMCA, las siglas en inglés de Ley de Derechos de Autor Milenio Digital, es el mecanismo por el cual las compañías y los individuos pueden pedir que el contenido que les pertenece sea retirado. En este caso, se trata de un partido de fútbol en vivo.

Después de que la BBC contactó a Koddos, la compañía dijo que había cumplido con cualquier petición de las autoridades relevantes.

Y agregó: "Respondimos a estos pedidos sólo cuando se presenta un mandato judicial ya que sin éste no podemos definir si nuestro cliente está respetando las leyes o es ilegal".

"Nosotros no somos el juez, sólo somos un proveedor de servicios legales".

Plan B

En Reino Unido, las cortes han pedido a varios provedores de servicios de internet que bloqueen ciertas páginas.

Esto ha hecho mucho más difícil que los usuarios de internet lleguen a esos sitios específicos, pero no ha servido demasiado para evitar que otros aparezcan en otra parte.

Por supuesto, el fútbol no es el único tipo de entretenimiento que explotan los piratas.

Las industrias de la música, el cine y el software fueron las primeras en sentir los efectos perturbadores del intercambio de archivos.

Mientras que un "Spotify para fútbol"podría ser una solución ideal, es poco probable que alguna compañía que actualmente transmite fútbol esté dispuesta a reducir su lucrativo negocio de suscripción de TV.

Transmitir fútbol cuesta mucho dinero.

Entre BT Sport y Sky, se han gastado unos US$7.320 millones en derechos para la Liga Premier de Inglaterra para las próximas temporadas.

En un esfuerzo por mostrarse flexibles, y para reconocer que la gente desea ver deportes lejos de sus sofás, Sky Sports lanzó Now TV, que permite el acceso en línea.

Pero el servicio cuesta unos US$10 por el pase de un día, de manera que es poco probable que cierto tipo de gente quiera alejarse de las fuentes piratas.

Y esto a pesar de que, tal como este estudio sugiere, podrían estar corriendo un gran riesgo.

 

Noticias Relacionadas

Lo más visto en Deportes13