Pedazo de plástico que simula ser un teléfono ya ha vendido 2.000 unidades

El NoPhone es una iniciativa que busca calmar a los adictos a los smartphones. Promete conexión con el mundo real.

Pedazo de plástico que simula ser un teléfono ya ha vendido 2.000 unidades

Un pedazo de plástico, con dimensiones muy parecidas a las de un smartphone, acaba de superar las 2.000 unidades vendidas para Navidad a un precio de 12 dólares cada una. El llamado NoPhone busca calmar la ansiedad de los adictos a los teléfonos.

¿Qué hace este producto? Nada. "El NoPhone es una alternativa libre de tecnología para el constante toque entre la mano y el teléfono, que te permite estar conectado con el mundo real", plantean los creadores de este concepto.

El NoPhone partió como un proyecto en el sitio de financiamiento colectivo Kickstarter, donde lograron recaudar 18.316 dólares de una meta inicial de 5.000. Su objetivo es muy noble, pese a los amantes de la tecnología.

"La adicción a los teléfonos es real y está en todas partes. Está arruinando tus citas, te está distrayendo en los conciertos e interrumpiendo en el cine. Ahora hay una solución real", plantean sus creativos fabricantes.

Los interesados ya pueden comprar este aparato, el que promete llegar a las casas en EE.UU. antes de Navidad y prometen envíos internacionales. En las consultas frecuentes, se aclara que el NoPhone no posee cámara, no es compatible con Bluetooth ni hace llamadas. Eso sí es resistente a las caídas al WC.

Lo más visto en T13