Nacional

Desaparición de Kurt Martinson: Las siete claves que han marcado al caso

El guía turístico de 35 años desapareció en San Pedro de Atacama el pasado 24 de noviembre.

Desaparición de Kurt Martinson: Las siete claves que han marcado al caso

La desaparición

En la tarde del lunes 24 de noviembre Kurt Martinson fue visto por última vez. El joven trabajaba como guía turístico del Hotel Alto Atacama, en San Pedro.

Martinson fue criado en esa zona del norte y trabajaba hace casi diez años como guía turístico en distintos lugares del país, incluso en extremos como Antuco y Punta Arenas.

En los primeros días de búsqueda, el 28 de noviembre, se realizó el primer hallazgo, cuando se encontraron sus documentos (cédula de identidad y tarjeta bancaria) y su celular en la ribera de un canal de regadío. Algunas versiones apuntan a que lo vieron bañarse en el lugar.

Luego de 21 días de su desaparición, el 14 de diciembre se encontró un poncho que pertenecería a él, según su hermana.

Tanto su madre, Ana María García, como su hermano Francisco han declarado que hubo participación de terceros en el caso. Su madre incluso llegó a interponer una querella por secuestro contra quienes resulten responsables.

Los presuntos vínculos con drogas

Sus familiares aseguran que el joven guía se mostraba contrario a la cocaína y otras drogas similares, las que según publicaciones de foros y blogs serían comunes en fiestas de la zona.

Pero una de las teorías investigadas en el caso tiene que ver con una presunta red de narcotráfico, pues testigos señalaron que Martinson era partícipe y organizaba fiestas clandestinas en el sector.

Sin embargo, y por el contrario, Kurt tenía la intención de instalar una discoteque subterránea, la que pretendía ser completamente legal y –siguiendo esta línea investigativa- habría llamado la atención de quienes estarían involucrados en las supuestas fiestas clandestinas.

Su hermano fiscal

Incesante ha sido la búsqueda para Paul Martinson, hermano menor del desaparecido y fiscal adjunto de Las Condes. Al miembro del Ministerio Público le habían tocado casos difíciles –como los de abusos en el Colegio Apoquindo o la querella de amenazas contra Hugo Bravo en el caso Penta-, pero nunca imaginó lo que pasaría con su hermano Kurt.

Mediante un comunicado, Paul agradeció al pueblo de San Pedro de Atacama y a todos los que han contribuido a la búsqueda y, de paso, desmintió que los presuntos vínculos con drogas en la ciudad provinieran de su familia.

"Queremos encontrar a Kurt. Ese es nuestro objetivo único, por lo que dejamos también en claro que nuestra familia no tiene relación alguna con publicaciones y blogs que entregan información no oficial sobre lo que ocurre en su pueblo", escribió Paul Martinson.  

Asimismo, el fiscal ha sido enfático en descartar que la desaparición de su hermano se deba a alguna venganza en su contra, considerando su línea de trabajo. "Jamás he recibido amenazas", señaló a La Segunda.

Intensa búsqueda

Los equipos dedicados a encontrar a Kurt contaron desde un comienzo con la participación activa de amigos, familiares, voluntarios y guías turísticos, al igual que instituciones como el Ejército, el Cuerpo de Socorro Andino y Bomberos.

Además de aquello, la Policía de Investigaciones ha indagado en los alrededores en conjunto con Carabineros y brigadas K9 de perros adiestrados para búsqueda de humanos.

Junto a esto, se sumaron los equipos que trabajaron en la misma región de Antofagasta, en busca del pequeño de dos años, Mateo Riquelme, quien fue encontrado muerto el 16 de diciembre en Calama.

Datos que no cuadran

Las distintas versiones entregadas por testigos apuntan a que a Kurt lo vieron andando descalzo y sin polera, así como también sin la implementación con la que –como un experimentado guía, deportista y conocedor del lugar- sabía que debía contar.

Las apariciones de sus pertenencias en lugares y días distintos han sido otro de los detalles que más ha llamado la atención.

Ana María García, madre de Kurt, también reconoce contradicciones. Entrevistada por T13 indicó que al llamar al Hotel Alto Atacama le contaron una historia que luego, mediante otra llamada telefónica, le fue desmentida.

Si bien varios creen que su estado de ánimo no estaba muy bien al momento de la desaparición, su madre opina lo contrario. “No estaba deprimido, me contó que estaba feliz, que en su trabajo era muy bueno, que lo capacitaban, le daban el almuerzo, le daban uniforme y decía que estaba en el mejor hotel de San Pedro de Atacama”, aseguró en T13.

Asimismo, García criticó la forma “apresurada” en que el fiscal de Calama, Cristián Aliaga, descartó, de momento, la participación de terceros tras consignar que se habían investigado todas las aristas posibles.

Su hermano Francisco Martinson también ha mirado con recelo las distintas versiones de “testigos” del caso, quienes han contado historias con circunstancias distintas. Entrevistado por CNN Chile, aseguró que en la desaparición de Kurt hubo participación de terceros, así como también cree que hay personas “repitiendo un guión para desviar la atención. Las circunstancias sospechosas son demasiadas". 

El rol de Amaru Sutil

Fue quien denunció la desaparición de Kurt, y hoy es acusado por Francisco Martinson de obstaculizar la investigación al entregar distintas historias sobre el caso.

Amaru Sutil Zárate, jefe de excursión del Hotel Atacama, aparece en el parte de denuncia como amigo de Kurt, aunque en conversación con T13.cl aclara que nunca lo fue y solo tenían una relación laboral.

A la vez, Sutil desmiente todas las acusaciones en su contra y asegura que está recibiendo asesoría de abogados para tomar acciones legales y limpiar su nombre. “Traté de llegar a una solución diplomática con la familia primero”, señala con cierta desilusión.

“Quieren meter bulla para que el caso no salga de la opinión pública, pero lo hacen a costa de otra familia”, agrega Sutil, quien dice que su entorno y familiares han sido acosados “solo por haber tratado de ayudar”.

“Se está haciendo creer una versión que no es real”, enfatiza el ex jefe del guía turístico.

De acuerdo a Sutil, la denuncia presentada en Carabineros por la desaparición de Kurt la habría realizado en conjunto con la madre del joven, Ana María García, a quien dice no conocer en persona.

En esa línea, Sutil asegura tener los registros del tráfico telefónico de aquellos días, cuando habría conversado con García y en los que además habría hablado con Paul Martinson.

Por el supuesto despido de Kurt Martinson del hotel, la versión entregada por Sutil es que no se le despidió sino que su contrato no fue renovado en mutuo acuerdo, pues el mismo Martinson no habría tenido un buen ánimo y se enfrentaba a reclamos de turistas.

Sobre el paradero de Kurt es escueto: “No me atrevería a decir qué pasó, la investigación se hará cargo de decirlo”, sostiene.

Esfuerzos parlamentarios

“No podemos tener un caso Matute 2”, señalaron los senadores Alejandro García Huidobro (UDI) y Alejandro Guillier (IND), quienes solicitaron la designación de un fiscal especial para investigar el caso.

Para Guillier se debiese descartar un accidente y trabajar en nuevas pistas, pues a su juicio la investigación agotó la búsqueda “en los mismos lugares sin dar con rastros” de Martinson.

Noticias Relacionadas

Lo más visto en Nacional