Negocios

China "intensificará" sus medidas de estímulo fiscal

Mientras la coyuntura no deja de empeorar en la segunda economía mundial, las autoridades no escatiman esfuerzos para estimular la actividad.

Crédito: BBC Mundo
China intensificará sus medidas de estímulo fiscal

AFP

China "intensificará" sus medidas de estímulo fiscal para apoyar la actividad, a costa de una neta agravación de su déficit público, anunció este sábado el primer ministro Li Keqiang, que prometió importantes inversiones públicas en transporte y energía.

El déficit presupuestario del país va a ser este año de un 3% del PIB, contra un 2,3% en 2015 y un 2,1% en 2014, indicó Li en la apertura de la sesión anual de la Asamblea Nacional Popular, el Parlamento chino. Este será el nivel más alto desde al menos 20 años.

El déficit aumentará este año en 560.000 millones de yuanes para alcanzar 2,18 billones de yuanes (304.000 millones de euros), precisó.

Mientras la coyuntura no deja de empeorar en la segunda economía mundial, las autoridades no escatiman esfuerzos para estimular la actividad.

El Banco Central (PBOC) rebajó sus tasas de interés seis veces desde finales de 2014 para disminuir el coste del crédito, y redujo en múltiples ocasiones los ratios de reservas obligatorias impuestas a los bancos para incitarlos a prestar más a las empresas.

Esta política monetaria acomodaticia continuará, "aplicada con la adecuada flexibilidad", subrayó Li Keqiang.

En el frente presupuestario, ciertas rebajas fiscales existentes serán mejoradas y ampliadas: el IVA reemplazará al impuesto sobre el volumen de negocios, y varias exenciones de cargas se extenderán a todas las empresas.

El déficit público se repartirá entre el Gobierno central (1,4 billones de yuanes) y las instancias locales -provincias y municipios- (780.000 millones), detalló el primer ministro, que habló de "disposiciones factibles y seguras".

China buscará conseguir un crecimiento del 6,5 al 7% en 2016

Por último, el 13er plan quinquenal (2016-2020) contempla de nuevo un considerable gasto en infraestructuras: 800.000 millones de yuanes en construcción de vías férreas, 1,65 billones para carreteras, o bien "la puesta en marcha de 20 gigantescas obras hidráulicas", enumeró Li.

Los analistas advierten sin embargo de los peligros de un aumento de la deuda pública y privada, y acerca de los riesgos del crédito tras una reciente explosión de los préstamos bancarios.

La deuda gubernamental podría ascender este año a un 43% del PIB, contra 32,5% a finales de 2012, estima la agencia Moody's, que acaba de rebajar su perspectiva sobre las obligaciones estatales chinas, inquieta por el empeoramiento de la solidez fiscal del país.

El gigante asiático "dispone de un amplio margen de maniobra presupuestario", insistió sin embargo el ministro de Finanzas, Lou Jiwei.

Los banqueros centrales de las potencias del G20 se pusieron de acuerdo la semana pasada en Shanghai para utilizar "todos los instrumentos" posibles, monetarios y presupuestarios, para relanzar un crecimiento mundial mediocre.

Noticias Relacionadas

Lo más visto en Negocios