Negocios

¿Qué tan cierto es que los españoles todavía hacen la siesta?

Para muchos se trata de un mito que reproducen los medios extranjeros. Lo cierto es que cada vez son más los que piden racionalizar las jornadas de trabajo y cambiar el huso horario que rige al país.

Crédito: BBC Mundo
Son pocos los trabajadores que tienen tiempo de hacer la siesta en España.

Cuando en España se habla de racionalizar los horarios de trabajo para hacerlos más compatibles con la vida familiar, en Europa y Estados Unidos los medios aseguran que eso hará que los españoles tengan que dejar de hacer la siesta.

La forma en que algunos periódicos anglosajones reflejaron hace unos días la propuesta del presidente del gobierno español, Mariano Rajoy, de establecer jornadas laborales que culminen a las 18:00 horas, desató un debate en la prensa española y en las redes sociales sobre hasta qué punto tomarse la siesta es realmente una tradición vigente en España.

Rajoy propuso acortar la jornada laboral en España.

"Vamos a consensuar un acuerdo para lograr una jornada laboral que, con carácter general, finalice a las 18 horas, todos los días", dijo Rajoy el pasado sábado.

"Vamos a otorgar un certificado de calidad para empresas con horarios racionales, empresas que faciliten la conciliación a través de la flexibilidad horaria o la adopción de medidas como el impulso del teletrabajo o la instauración de guarderías en sus sedes", explicó el mandatario.

El plan de Rajoy para acortar la jornada laboral así como la propuesta de cambiar el huso horario de España para igualarlo al de Portugal o el Reino Unido no son nuevos. Han estado en la agenda de la política española desde hace años y en particular desde que estalló la crisis financiera de 2008.

Las medidas tienen como objetivo aumentar la productividad y conciliar la vida familiar y laboral.

"¡Hora de despertar!"

Sin embargo, el anuncio de Rajoy del pasado sábado hizo que de nuevo algunos periódicos británicos y estadounidenses cubrieran la noticia como si se tratara de una condena de muerte a una tradición que consideran arraigada en España: la siesta.

"¡Hora de despertar! El primer ministro español quiere acabar con la siesta", escribió en su cuenta de Twitter el Washington Post.

En su página web, el Washington Post tituló la información con: "¡Hora de despertar! El primer ministro español quiere acabar con la siesta" ("Time to wake up! Spain’s prime minister wants to end the siesta").

En su cuenta de Twitter, el diario digital británico The Independent escribió: "España terminará con la siesta en un intento por unirse al siglo XXI" ("Spain is set to end siesta in bid to join the 21st Century").

El también británico The Guardian escogió como titular: "Adiós siesta. ¿Es una despedida a la siesta nacional?" ("Adios siesta! Is it goodbye to Spain’s national nap?")

"España necesita volver a Greenwich, el huso horario que nos corresponde"

El título del New York Post fue: "España podría finalmente acabar con la siesta en todo el país" ("Spain might finally get rid of its country-wide nap time").

El periódico español El País, que se hizo eco de la forma cómo los periódicos internacionales reflejaron la información, asegura que hoy en día no todos los trabajadores pueden disfrutar de la siesta, una tradición propia de una sociedad rural, "en la que los trabajadores del campo podían descansar durante las horas más calurosas del día".

Franquismo

Nuria Chinchilla, profesora de la escuela de negocios IESE y experta en la reforma horaria en España, le dijo a BBC Mundo que hasta 1942 España se regía por el meridiano de Greenwich.

Franco hizo coincidir el huso horario español con el de Alemania.Sin embargo, el general Francisco Franco hizo coincidir el huso horario español con el de la Alemania nazi, pero tras la Segunda Guerra Mundial, España no regresó a la hora de Greenwich.

Es por esoque invierno muchos españoles almuerzan a las 14:00 horas y en verano a las 15:00.

 

Pero pese a que en España hay algunas tiendas que cierran a las 14:00 -tras abrir a las 09:00- para volver a abrir a las 17:00 -y cerrar a las 20:00 ó 21:00- no todos los trabajadores se van a sus casas a la hora de comer a hacer la siesta.

De hecho, ese receso no significa que los españoles trabajen menos horas que el resto del mundo.

Y es que de acuerdo con estadísticas de la Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económicos (OCDE), en 2014 el español trabajó en promedio más horas que los trabajadores en países como Australia, Francia, Alemania, Noruega y Reino Unido.

Países de la OECD con promedio anual de horas reales trabajadas por persona inferior al promedio de España (1.689)

  • Australia: 1.664
  • Austria: 1.629
  • Finlandia: 1.645
  • Francia: 1.473
  • Alemania: 1.371
  • Noruega: 1.427
  • Reino Unido: 1.677
  • República Checa: 1.436
  • Luxemburgo: 1.643
  • Holanda: 1.425
  • Eslovenia: 1.561
  • Suecia: 1.609
  • Suiza: 1.568

Fuente: OECD2014


"Somos un caso único en el mundo y todo se remonta a la época del franquismo, pero ya no tiene sentido. De hecho, tiene efectos negativos en la salud y en la vida familiar", señala Nuria Chinchilla, quien ha trabajado en varios estudios sobre los beneficios del cambio del huso horario.

En España, explics, existe un "clamor popular" para que hayan horarios laborales más racionales, es decir, que no se extiendan.

"La gente ya no quiere ir a la casa a almorzar", ya que muchos prefieren salir de sus trabajos más temprano y poder disfrutar más tiempo con sus parejas o sus hijos.

"Hoy en día, en muchas partes de España, los abuelos son los encargados de ir a buscar a los niños al colegio, cuyas actividades pueden terminar entre las 16:30 horas y las 18:00, porque los padres no pueden", indica Chichilla.

Son pocos los trabajadores que tienen tiempo de hacer la siesta en España.

"La gente quiere un cambio, especialmente las nuevas generaciones", que quieren estar sincronizados con los otros países europeos.

"España necesita volver a Greenwich, el huso horario que nos corresponde", señala la profesora de IESE.

Una hora de almuerzo

Y es que como le contó desde Barcelona Antonio a BBC Mundo, ni él ni sus colegas se toman la siesta.

"Trabajo en el sector de desarrollo de software en una compañía en la que algunos van a la oficina y otros preferimos trabajar desde casa. No conozco a nadie que haga la siesta. Mis colegas y yo nos tomamos una hora para almorzar y ya", señaló el programador de 38 años.

Expertos como Chinchilla creen que España necesita volver a Greenwich, "el huso horario que nos corresponde".

"Establecer una jornada laboral que termine a las 18:00 me parece positivo porque mejoraría el ambiente familiar, los padres podrían pasar más tiempo con los hijos".

De acuerdo con expertos en entornos empresariales, cuantas más horas pasas en el trabajo, más se ve afectada tu productividad y la calidad de lo que haces.

Un estudio que llevaron a cabo Nuria Chinchilla e investigadores de IESE con unas 30.000 personas en entornos empresariales en España y en otras partes del mundo demostró que la productividad aumenta un 19% cuando se trabaja en horarios racionales.

Y es que de acuerdo con estadísticas de la OCDE, en los últimos años, los españoles han reducido el promedio de horas que trabajan al año.

Sin embargo, para expertos como Chichilla es clave que el país vuelva a regirse por el meridiano de Greenwich y establezca horarios laborales racionales para que mejore sus niveles de productividad.

El objetivo es que los trabajadores salgan de sus empleos incluso antes de las 18:00, como sucede en muchos países europeos.

Más allá del impulso que se le pueda dar a la propuesta desde el gobierno, la medida necesita la aprobación de partidos políticos, organizaciones sociales y convenios colectivos.


Promedio anual de horas reales trabajadas por persona en España

  • 2005: 1.726
  • 2006: 1.716
  • 2007: 1.704
  • 2008: 1.713
  • 2009: 1.720
  • 2010: 1.710
  • 2011: 1.717
  • 2012: 1.704
  • 2013: 1.699
  • 2014: 1.689

Fuente: OECD

 

 

Noticias Relacionadas

Lo más visto en Negocios