Tendencias

Mujeres Bacanas: Anna Atkins, la primera fotógrafa

Su padre químico minerólogo y zoólogo le inculcó intereses relacionados con la innovación y la ciencia que la alejaron de la típica imagen de la mujer victoriana.

Crédito: Wikipedia
Anna Atkins

Esta botánica inglesa es considerada la primera mujer fotógrafa de la historia y la primera persona en publicar un libro de fotografías. Anna nació en 1799 en Tonbridge y su madre murió durante el parto. Su educación quedó entonces en manos de su padre John George Children, químico minerólogo y zoólogo, quien inculcó en ella intereses relacionados con la innovación y la ciencia que la alejaron de la típica imagen de la mujer victoriana. Trabajó junto a su padre cuando Children fue director del departamento de Historia Natural del British Museum y dibujó más de 250 ilustraciones para el libro Historia Natural de los Animales Invertebrados de Jean-Baptiste Lamarck.

En 1842 el astrónomo inglés Sir John Herschel inventó un procedimiento llamado cianotipia que fue uno de los primeros aproximamientos a la fotografía. Herschel era amigo del padre de Anna y fue ella la primera en utilizar esta nueva técnica para realizar copias de plantas, helechos y algas que se acercaban a la realidad. El cianotipo, como su nombre lo indica, producía copias de color cian intenso y a un año de su aparición Atkins auto-publicó el primer libro de fotografía que se llamó British Algae: Cyanotype Impressions y el cual la repetición de las copias reprodujeron la realidad con un claro e inédito objetivo científico. La belleza y delicadeza de sus imágenes azuladas fueron, y siguen siendo, un hito en el mundo de la botánica, la fotografía y la estética. Con la colaboración de su amiga Anne Dixon continuó publicando otras entregas de la serie British Algae, además de otros libros como Cyanotypes of British and Foreign Ferns (1853).

De la vida personal de esta pionera fotógrafa se sabe poco; se casó con el empresario John Pelly Atkins (quien siempre apoyó sus proyectos científicos) y no tuvieron hijos. Escribió algunos libros como “The perils of fashion” y “The Colonel”. Desde 1839 Anna Atkins formó parte de la Botanical Society of London, una de las pocas instituciones científicas que aceptaban mujeres en esa época.

Noticias Relacionadas

Lo más visto en Tendencias