Tendencias

Mujeres Bacanas: Hedy Lamarr, la más bella inventora del cine

Atrapada en un mal matrimonio que la alejó de su incipiente carrera cinematográfica, se dedicó algunos a la ingeniería y las matemáticas. Más tarde, llegaría a patentar, junto a otro investigador, el llamado espectro ensanchado que daría a origen tecnologías inalámbricas como wifi y bluetooth.

Crédito: Wikipedia
Hedy Lamarr

Hedwig Eva Maria Kiesler es el verdadero nombre de la actriz e inventora austríaca Hedy Lamarr, que luego se nacionalizó estadounidense. Su vida da para hacer una película que parecería demasiado fantástica. Hija de un banquero y de una pianista, ambos judíos laicos, desde chica llamó la atención por su inteligencia y su belleza.

A los 19 años protagonizó la película "Éxtasis" y marcó un hito por ser la primera mujer en hacer un desnudo y simular un orgasmo en la historia del cine. El problema de su fama prematura es que Friedrich Mandl, un magnate de la industria armamentística, se obsesionó con ella y consiguió que sus padres se la entregaran en matrimonio, algo que más tarde Hedwig describiría como esclavitud. Tan celoso y millonario era Mandl que trató de destruir todas las copias de “Éxtasis” y mantuvo a su mujer recluida, encerrada y vigilada por años. Durante ese tiempo la carrera cinematográfica de Hedy se vio congelada pero se dedicó a la ingeniería y aprovechó la cercanía de su marido con Adolf Hitler y Benito Mussolini para obtener información de inteligencia que más tarde traspasaría al ejército de los Estados Unidos.

Hedy Lamarr

Con la ayuda de una sirvienta, que además habría sido su amante durante el tiempo que estuvo aislada, la actriz logró escapar. Hay distintas versiones sobre los detalles de su huida pero lo cierto es que llegó a Londres y ahí conoció a Louis B Mayer, socio de Metro Goldwyn Mayer, quien eligió para ella el nombre artístico de Hedy Lamarr y la denominó “la mujer más hermosa del cine”. Con Mayer cruzó el océano Atlántico y llegó hasta Hollywood para trabajar en los estudios de cine del león que ruge. Luego vinieron numerosos papeles en la pantalla grande y varios matrimonios también.

Pero Hedy también mantuvo su veta matemática y se especializó en Telecomunicaciones. Cuando EEUU entró a la II Guerra Mundial la ingeniera ofreció su ayuda y conocimientos al ejército pero le respondieron que mejor usara su belleza y su fama para promover la venta de bonos de guerra. Sin ofenderse, porque lo que más le interesaba era combatir el nazismo, Hedy ideó una campaña junto a su representante: cualquiera que adquiriese 25.000 o más dólares en bonos, recibiría un beso de la actriz. Dicen que en una sola noche vendió siete millones de dólares.

En 1942 patentó, junto al compositor George Antheil, el espectro ensanchado, lo que viene a ser el origen de tecnologías inalámbricas posteriores como wifi y bluetooth. Lamarr y Antheil cedieron la patente al ejército estadounidense para que lo utilizaran durante la II Guerra Mundial, sin embargo fue recién en 1962 que este sistema fue usado durante la Crisis de los Misiles contra el régimen castrista en Cuba.

Noticias Relacionadas

Lo más visto en Tendencias