Rousseff expresó a Obama su preocupación por "expansión monetaria" de países desarrollados

La presidenta de Brasil, Dilma Rousseff, comunicó este lunes 9 a su par estadounidense, Barack Obama, su preocupación ante las políticas de "expansión monetaria" de los países desarrollados que arriesgan el crecimiento de los países emergentes.

"Esas políticas monetarias llevan a la desvalorización de las monedas de los países ricos, poniendo en peligro el crecimiento de los países en desarrollo", dijo Rousseff en el Salón Oval de la Casa Blanca, donde se encontró con Obama.

Brasil, sexta economía mundial, combate una apreciación de su moneda ante el dólar y lo atribuye a una "guerra cambiaria" de los países ricos, que están llenando de divisas el mercado mediante, entre otros, el crédito barato.

En su primera visita a la Casa Blanca, Rousseff dijo a Obama que el rol de Estados Unidos puede ser "muy importante", tanto "en la contención de la crisis" mundial como en la contribución al crecimiento.

Por otra parte, ambos mandatarios coincidieron en el buen estado de las relaciones entre Brasil y Estados Unidos, aunque aseguran que aún hay terreno para avanzar.

"La buena noticia es que la relación entre Brasil y Estados Unidos nunca ha estado más fuerte, pero se pueden hacer cosas más ambiciosas", señaló Obama, quien estuvo en Brasil en marzo de 2011.

Destacados de Programas

Lo más visto en Video 

Más videos