Negocios

EE.UU. corrige al alza su crecimiento y espera aceleración pese al Brexit

La expansión de la mayor economía mundial entre enero y marzo fue de 1,1%, contra 0,8% estimado previamente.

Crédito: AFP
EE.UU. corrige al alza su crecimiento y espera aceleración pese al Brexit

AFP

El tímido crecimiento de la economía estadounidense en el primer trimestre fue revisado al alza el martes y para el segundo analistas esperan una aceleración pese a la preocupación por la ruptura de Reino Unido con la UE.

La expansión de la mayor economía mundial entre enero y marzo fue de 1,1% contra 0,8% estimado previamente, informó el departamento de Comercio.

La estimación anterior indicaba la menor tasa de crecimiento desde el 0,6% del primer trimestre de 2015, cuando un inusualmente duro invierno castigó a la economía estadounidense.

"El crecimiento de Estados Unidos, medido por el PIB, se tomó otra vacación de invierno", dijo Scott Hoyt de Moody's Analytics.

"No obstante, el crecimiento parece haberse recuperado mucho en el segundo trimestre", añadió.

"Las perspectivas son buenas a pesar de un débil mes de mayo para el empleo y mayores riesgos generados por la decisión británica de salir de la Unión Europea", sostuvo.

De su lado la agencia calificadora Fitch advirtió que el dólar se reforzará a consecuencia del Brexit y eso "puede atenuar el crecimiento (estadounidense) y demorar la próxima alza de las tasas de interés".

En contrapartida, según Fitch, Estados Unidos sacará partido de la aversión al riesgo desatada por el Brexit y muchos capitales podrían refugiarse allí.

La revisión al alza de la evolución del PIB en el primer trimestre fue mayor a la esperada por los analistas. La economía había crecido 1,4% en el cuarto trimestre del año pasado.

El principal asesor económico del presidente Barack Obama instó a dar más pasos para vigorizar el crecimiento.

Obama muestra confianza en estabilidad financiera global ante el Brexit

"El fuerte aumento de los gastos de los hogares impulsó el PIB real pero la debilidad de las inversiones de las empresas -exacerbada por la menor demanda externa y los bajos precios del crudo- pesó en el crecimiento", dijo Jason Furman, presidente de la asesoría económica de la Casa Blanca.

"Mirando hacia adelante, la creciente incertidumbre, incluida la de las consecuencias de la decisión de los votantes británicos la semana pasada de abandonar la UE, subraya la importancia de aplicar políticas proactivas para fortalecer la economía de Estados Unidos", afirmó.

Esta tercera estimación del PIB estadounidense reflejó nuevos datos del primer trimestre.

Las exportaciones aumentaron y fueron el motor de la revisión al alza. Las ventas al exterior subieron 0,3% contra 0,2% calculado antes. Las inversiones fijas no residenciales también fueron corregidas al alza.

Empero el gasto de los consumidores, pulmón de la economía que responde por dos tercios del PIB, fue revisado a la baja. Los gastos personales subieron 1,5% cuando el cálculo previo era de 1,9%.

El sector inmobiliario siguió en auge y tuvo su mejor resultado desde finales de 2012. Las inversiones subieron 15,6%; levemente menos de la estimación anterior.

Los gastos del gobierno subieron 1,3% impulsados por los de las administraciones de Estados y municipios. El gasto del gobierno federal cayó 1,6%.

Las ganancias de las empresas aumentaron 1,8% tras caer 7,8% en el cuatro trimestre de 2015.

¿Repunte en el segundo trimestre?

El departamento de Comercio dará su primera estimación del crecimiento en el segundo trimestre el 29 de julio.

La mayoría de los analistas esperan un crecimiento de más de 2,0% para el período abril-mayo.

"La perspectiva para el segundo trimestre (...) se está ubicando en cerca de 2%. El promedio para la primera mitad (del año) será de solo 1,5%", dijo Steven Ricchiuto, economista jefe de Mizuho Securities USA.

La mayoría de los analistas considera que el asombrosamente débil informe de empleo de mayo -que dio cuenta de apenas 38.000 empleos nuevos- fue solo una mancha en el saludable cuadro del trabajo en Estados Unidos, que ha hecho caer la tasa de desocupación a 4,7%.

Nuevos datos sobre la confianza de los consumidores mostraron un aumento del optimismo tras dos meses en caída.

Para todo el año, la Reserva Federal espera un crecimiento de 2,0% luego del 2,4% del año pasado.

Economistas prevén desplome económico en Reino Unido tras triunfo del Brexit

Noticias Relacionadas

Lo más visto en Negocios