Política

Bachelet por Silala: "En caso que Bolivia realice una demanda, Chile realizará una contrademanda"

Por su parte, el canciller Heraldo Muñoz acusó una "política de hostilidad" por parte de Bolivia y aseguró que "esta nueva demanda busca distraer la atención".

Bachelet y Muñoz se reunieron hoy a analizar demanda

"Ejerceremos todas las acciones necesarias para proteger nuestra soberanía nacional", dijo la Presidenta Michelle Bachelet en su primera declaración pública luego que su homólogo boliviano, Evo Morales, anunciara una nueva demanda contra Chile ante La Haya, por lo que consideran un uso "abusivo" de las aguas del río Silala. 

Se trata de una polémica de larga data, donde Bolivia reclama una compensación por parte de Chile, pues señalan que el manantial nace en su territorio -específicamente en el departamento de Potosí- mientras que La Moneda ha manifestado que se trata de un río de curso internacional. 

En 2009 Chile y Bolivia anunciaron un acuerdo para resolver la controversia, que entre otras cosas contemplaba cancelar por el uso del 50% de las aguas, por parte de nuestro país. Sin embargo, el texto nunca se firmó tras el rechazo de las comunidades de Potosí, quienes pedían un pago retroactivo.

"El gobierno de Bolivia ahora alega ser dueño de recursos hídricos que son compartidos, las aguas del silala fluyen naturalmente hacia el territorio por efecto de una ley tan clara como es la ley de la gravedad. Durante más de 100 años Bolivia reconoció el carácter de río internacional de las aguas del Silala", remarcó Bachelet.

Así, luego del anuncio de Morales, la Mandataria fue enfática: "Quiero anunciar que en caso de que Bolivia materialice una demanda, Chile realizará una contrademanda". 

Por su parte, el canciller Heraldo Muñoz acusó una "política de hostilidad" por parte de Bolivia y aseguró que "esta nueva demanda busca distraer la atención", apuntando a los problemas internos que enfrenta Evo Morales.

Gobierno acusa hostigamiento de Bolivia e intento por desviar la atención con nueva demanda

Como un gesto de hostilidad y que busca "desviar la atención" de los problemas internos que enfrenta Evo Morales. Así calificó el gobierno chileno la nueva ofensiva de Bolivia, que confirmó que demandará a Chile para conseguir un pago retroactivo por el uso de las aguas del río Silala.

"Ejerceremos todas las acciones necesarias para proteger nuestra soberanía nacional", dijo la Presidenta Michelle Bachelet en su primera declaración pública luego que su homólogo boliviano, Evo Morales, anunciara una nueva demanda contra Chile ante La Haya, por lo que consideran un uso "abusivo" de las aguas del río Silala.

 

Noticias Relacionadas

Lo más visto en Política