La pobreza en Argentina alcanzó a 35,5% de la población al terminar el segundo semestre de 2019, informó este miércoles el instituto de estadísticas Indec.

Así, en el último semestre de mandato de Mauricio Macri (2015-2019), el número de personas que vivía en la pobreza creció 3,5 puntos porcentuales en la comparación interanual, y se mantuvo casi estable (+0,1%) en comparación al primer semestre de 2019.

En tanto, la indigencia, que mide dentro de la pobreza a quienes no pueden satisfacer sus necesidades mínimas de alimentación, se ubicó en 8,0% de la población, esto es 1,3 puntos porcentuales más que al cierre de 2018 y 0,3 más que en el semestre anterior.

Publicidad

El guarismo se agrava en la superpoblada periferia de Buenos Aires, donde habitan 11 millones de personas, ya que allí la pobreza alcanzó niveles de 40,5% y la indigencia de 11,3%. 

En tanto, más de la mitad (52,3%) de los niños hasta 14 años son pobres, según la medición oficial que se realiza en los 31 principales aglomerados urbanos del país.

El actual registro es el más alto desde el 54,2% de 2002. El instituto de estadísticas Indec estuvo intervenido entre 2007 y 2015.

Publicidad