Un total de 7.079 sismos se registraron o percibieron en Chile durante 2018. Esa fue la principal conclusión que dio a conocer un estudio publicado este jueves por el Centro Sismológico Nacional (CSN). Todos fueron iguales o superiores a la magnitud 2,5.

El informe de 14 páginas resume de manera completa la actividad sísmica que se registró en el país durante el año pasado, diferenciando además los movimientos telúricos que tuvieron mayor magnitud con los que tuvieron un mayor impacto.

Por ejemplo, el texto especifica que el sismo más importante de 2018 fue el magnitud 7,1 acontecido en el sur de Perú el 24 de agosto, pero que es considerado en el listado ya que fue percibido en la Región de Arica y Parinacota según datos del Centro de Alerta Temprana (CAT) de la Oficina Nacional de Emergencia (Onemi).

Publicidad

Asimismo, el informe precisa que detrás de este sismo hubo un total de siete movimientos telúricos sobre 6, siendo los más importantes los ocurridos el 20 de enero a 50 km al noroeste de Camiña en la Región de Tarapacá y que alcanzó los 6,3 siendo percibido en esta región y en la de Arica y Parinacota, alcanzando una intensidad máxima de VII grados en Escala de Mercalli Modificada (EMM).

Le siguió el movimiento telúrico magnitud 6,2 y que se dio el 1 de noviembre al interior de la placa de Nazca con hipocentro a 101 km de profundidad y epicentro a 37 km al sur de la misma comuna Camiña. El sismo, además, fue percibido en las Regiones de Arica y Parinacota y Tarapacá alcanzando una intensidad máxima de V grados en la EMM.

REVISA EL ESTUDIO COMPLETO EN EL SIGUIENTE ENLACE

Sin embargo, fue otro sismo el que registró el mayor impacto debido a que fue percibido en una zona mayor. Se trata del 6,3 ocurrido el 10 de abril al suroeste de Punitaqui en la Región de Coquimbo, donde alcanzó una intensidad máxima de VI grados Mercalli. El temblor fue percibido entre la Región de Atacama y la Región del Biobío.

Del total de eventos, tal como muestra la gráfica, 688 fueron de magnitud igual o superior a 4. En tanto, 6.318 sismos fueron menores a 4. También hay que considerar que solo 286 fueron reportados como percibidos y 40 de ellos tuvieron una magnitud mayor o igual a 5.

Secuencia sísmica y zona austral

El informe también dio a conocer otra información importante. Una es que uno de los eventos más relevantes del año fue una secuencia sísmica que se dio en torno a la placa de Pascua entre el 1 y 4 de mayo. En total, correspondieron a seis eventos, de los que cinco ocurrieron entre el 2 de mayo y el restante el día 4. De los cinco primeros eventos, cuatro ocurrieron en el intervalo de medio hora.

Según indica el texto del CSN, la secuencia, que se registró a unos 350 kilómetros de distancia de la Isla de Pascua, se puede interpretar como un sismo principal de magnitud 6, con tres sismos (5,2; 5 y 5.2) que se consideran como actividad precursora y dos sismos (4,9 y 5,4) como parte de sus réplicas.

En tanto, la zona austral del país también registró sismos, siendo el más relevante un magnitud 6,2 a 18 km de profundidad y ubicado 370 km al sur de Puerto Williams. Le siguieron otros dos sismos magnitud 5,8 y 5,6, todos ocurridos en el Paso Drake, al sur de Tierra del Fuego.

Publicidad