DeportesT13

Manchester City repite el 2-0 sobre el Gladbach y avanza sin problemas a los cuartos de la Champions

AFP
Por AFP
El conjunto inglés ya había ganado 2-0 en la ida, resultado que repitió este martes en condición de local.

El Manchester City, que ya se había impuesto en la ida por 2-0, volvió a derrotar por idéntico resultado al Borussia Monchengladbach y se clasificó este martes para los cuartos de final de la Liga de Campeones.

Si el contundente resultado del partido de ida, jugado también en Budapest por las restricciones sanitarias relacionadas con la pandemia, dejaba pocas opciones al Gladbach, éstas desaparecieron en los primeros 20 minutos de juego, lo que tardó el City en anotar sus goles, por medio del belga Kevin de Bruyne (12’) y del alemán Ilkay Gündogan (18’).

[LEE TAMBIÉN] Manchester City da un gran paso hacia los cuartos de la Champions tras vencer de visita al Gladbach

El líder de la Premier League se une así a Liverpool, París Saint-Germain, Borussia Dortmund, Porto y Real Madrid, que también logró el pase este martes tras ganar 3-1 al Atalanta.

Si el Gladbach, que deambula por la mitad de la tabla de la Bundesliga (10º), albergaba alguna esperanza de remontada, De Bruyne acabó con ella cuando conectó un zapatazo de zurda desde la frontal del área que se coló por la escuadra del arco defendido por el suizo Yann Sommer (12’).

De baja mucho tiempo esta temporada por lesión, era el primero gol del talentoso belga esta temporada en la Liga de Campeones.

Y poco después llegó la puntilla, en una rápida contra llevada por Phil Foden, que pasó a Gündogan para que el alemán superara la salida de Sommer (18’).

De Bruyne podría haber dado incluso una ventaja mayor a los “Citizens”, en un golpe franco directo que, esta ver sí, Sommer logró desviar a córner (35’).

Sin tener el dominio de la pelota, los alemanes apenas amenazaron el arco defendido por el brasileño Ederson y fue el suizo Breel Embolo el que más cerca estuvo de marcar, pero su disparo cruzado se marchó pegado al palo (41’).

Con todo decidido en la eliminatoria, la segunda parte se convirtió en un trámite, con ambos equipos guardando fuerzas para lo que les resta de temporada.