Mundo

Muere a los 41 años Bruno Covas, alcalde de Sao Paulo: Padecía de cáncer

AFP
Por AFP
El alcalde se encontraba internado desde el 2 de mayo por complicaciones derivadas del cáncer digestivo que sufría.

El alcalde de Sao Paulo, Bruno Covas, falleció este domingo, a los 41 años, de un cáncer en el aparato digestivo que lo aquejaba desde 2019, informó en un comunicado el hospital Sirio-Libanés de la ciudad brasileña, donde fue atendido.

"El alcalde Bruno Covas falleció hoy a las 08H20 (11H20 GMT) a consecuencia de un cáncer de transición esófago gástrico, con metástasis, y sus complicaciones después de un largo período de tratamiento", explicó el boletín del hospital. 

La noticia causó conmoción en las redes sociales donde inmediatamente miles de personas expresaron condolencias y solidaridad con su familia, especialmente con su hijo Tomás, de 15 años.

"Gracias a Bruno Covas, por haber compartido con todos nosotros tanto cariño y dedicación", dijo el gobernador de Sao Paulo, Joao Doria, en una nota oficial.

El viernes, el equipo médico que lo trataba anunció que su cuadro era irreversible y que estaba recibiendo medicamentos analgésicos y sedativos.  

Covas permanecía internado desde el 2 de mayo, luego de que le hallaran un sangrado en el estómago durante los exámenes previos para continuar con el tratamiento de quimioterapia e inmunoterapia.

Ante el empeoramiento de su salud, el alcalde, miembro del Partido de la Social-Democracia Brasileña (PSDB), pidió a la Cámara Municipal de Concejales una licencia de 30 días para "dedicarse integralmente" a su recuperación.

"Mi cuerpo está exigiendo que dedique más tiempo al tratamiento, que entra en una fase muy rigurosa", dijo en un comunicado publicado ese día en su cuenta en Twitter.

El vicealcalde Ricardo Nunes (MDB, centro) asumió las funciones, y deberá finalizar el mandato, que culmina en 2024.

Covas estaba divorciado. Formado en derecho y con una imagen de administrador moderado en medio de la polarización política de Brasil, fue diagnosticado en octubre de 2019 con cáncer en el aparato digestivo, que después le afectó los ganglios linfáticos, el hígado y los huesos.

Pese a su enfermedad, continuó a cargo de la ciudad más poblada de Brasil (12,3 millones de habitantes) e hizo frente a la crisis provocada por la pandemia del coronavirus, que ya ha dejado casi 29.000 muertos en la capital económica de América Latina. 

En agosto de 2020 se contagió con covid-19 y, tras recuperarse, disputó los comicios municipales. Venció en la segunda vuelta, con casi el 60% de los votos, al izquierdista Guilherme Boulos.