Nacional

Contraloría objeta más de un billón de pesos de compras realizadas por el Estado en 2019

Por T13
Gastos improcedentes y platas mal rendidas forman parte del documento de más de 13 mil objeciones. Municipios, ministerio del Interior y Salud son algunos de los que lideran cuestionamientos del organismo.

Gastos improcedentes y dineros mal rendidos forman parte de un duro informe de la Contraloría, que objetó más de más de un billón de pesos ($1.060.974.360.397) correspondientes a compras realizadas por diversas reparticiones del Estado. 

Entre las principales debilidades se detectó incumplimientos de normas contables o presupuestarias (sólo en este ítem se objetaron más de $835 mil millones), incumplimientos o modificaciones de contratos, gastos improcedentes o sin respaldo, errores en manejo de fondos y débiles rendiciones de cuentas, entre otros..

El informe de 165 páginas da cuenta de más de 13 mil observaciones. De estas, 8 mil (58%) fueron categorizadas como “altamente complejas” o complejas”, lo que se traduce en compras que tienen graves "irregularidad asociadas a fondos, probidad, pérdida de recursos, eventuales comisión de delitos, afectación grave al patrimonio, graves debilidades de control, entre otros", detalla Contraloría.

Entre los sectores más auditados se encuentran los municipios, donde se realizaron 202 auditorías y 150 investigaciones especiales, en las que se detectaron deficiencias en conciliaciones bancarias, déficit de caja, ingresos no cobrados, incumplimientos en materia de cotizaciones previsionales, permisos de circulación mal otorgados y/o percibidos, pago improcedente de remuneraciones, entre otros.

Otro de los sectores cuestionados es Interior, donde se formularon 1.308 observaciones, de las cuales el 50% se categorizaron como “Altamente complejas” y “Complejas”. Los mayores montos objetados en este sector son los más altos del informe: $779 mil millones, detalla el organismo liderado por Jorge Bermúdez.

En canto a Salud, se realizaron 154 auditorías e investigaciones especiales, donde destacan 101 fiscalizaciones en hospitales y 26 en servicios de salud.

En esta área, detalló Contraloría, se advirtieron pagos de remuneraciones sin la documentación que sustente el gasto, pasivos no registrados, carencia de registros contables asociadas a obras en ejecución, deficiencia en compras de productos farmacéuticos y materiales y útiles quirúrgicos, licencias informáticas sin utilizar, entre otras.

El informe completo se puede revisar ingresando a este link