Política

Los misterios del avión de Marco Enríquez-Ominami

Agencia Uno
#T13Domingo | T13 viajó a Sao Paulo y habló con ex colaboradores del publicista Duda Mendonça, los que descartan que él haya puesto a disposición de ME-O el jet que éste usó en la campaña de 2013. Mendonça, en tanto, no confirma la versión de que sus servicios hayan incluido un avión, como sostienen en el PRO.

Por Gustavo Villarrubia y Jorge Hans

Mediados de 2013 y Marco Enríquez-Ominami competía por segunda vez en una elección presidencial. A pocos meses de esa elección, el presente del líder del PRO distaba de aquel 20% de votos obtenidos en la primera vuelta de 2009 y buscaba cómo contrarrestar la aparición de Franco Parisi, a quien finalmente derrotó por poco más de 57 mil votos quedando tercero, tras Michelle Bachelet y Evelyn Matthei.

La dura campaña que enfrentó lo obligó a buscar fórmulas que potenciaran su opción. Una de ellas la encontró en Brasil, específicamente en la asesoría de marketing electoral de José Eduardo Cavalcanti de Mendonça.

Más conocido como Duda Mendonça, Enríquez-Ominami apostó a la asesoría de uno de los publicistas políticos de mayor tonelaje en la región. Lo que para el candidato a la presidencia del PRO era una gran oportunidad, también en cierta medida lo era para el brasileño, ya que tras un largo periodo de inactividad esta sería su primera asesoría a un candidato presidencial.

Su última y victoriosa campaña fue la que llevó a Lula Da Silva a la presidencia de Brasil en 2003, pero había sido una victoria con dos caras. La más amarga recién se estaba apagando: acababa de ser absuelto, el 4 de junio de ese año, de los cargos de lavado de dinero y evasión de impuestos, un juicio que arrastraba desde 2005.

ME-O usó jet privado de empresa brasileña investigada por vínculo con Lula Da Silva

La acusación argumentaba que Duda Mendonça había recibido pagos por más de US$ 10 millones en una cuenta en Bahamas, realizados por uno de los directivos del Partido de los Trabajadores (PT) por sus trabajos para la campaña que llevó a Lula da Silva a la presidencia de Brasil.

Ocho años habían pasado desde entonces, arrastrando un juicio que lo mantenía como imputado por el delito de lavado de dinero y evasión de impuestos. Fue su colaboración con la justicia, reconociendo los hechos, lo que marcó el fin de su amistad con el ex mandatario y el distanciamiento del PT.

Así, las negociaciones del abanderado chileno con el destacado publicista se cerraron en un día y medio, la semana del 22 de julio en la ciudad de Sao Paulo.

Marco Enríquez-Ominami llegó a esa ciudad acompañado del periodista Cristián Warner, su brazo derecho en las dos incursiones por La Moneda. Ambos viajaron desde Chile en un jet privado de la empresa Taxi Aereo Piracicaba, matricula PR-TAP, contratado en ese momento por dos altos ejecutivos de la constructora brasileña OAS, cuestionada y bajo investigación judicial por corrupción.

La estadía del ex diputado y Warner duró poco: la empresa de publicidad “Black Ninja”, por esa época de propiedad de Mendonça, tenía ya claro cuánto les cobraría y cuál sería su estrategia publicitaria en Chile para la campaña del PRO. La reunión, entonces, se centró más en la forma de pago y los plazos requeridos.  

Enríquez-Ominami niega aportes extranjeros: Ese avión lo pagamos nosotros

Desde que La Tercera destapara el uso de este avión por parte de Enríquez-Ominami, y a pesar de sus explicaciones, varias son las dudas que se mantienen vigentes.

¿Cuánto pagó ME-O por arrendar, durante más de tres meses, un jet ejecutivo en el que realizó más de 80 viajes por el país? ¿A quién le pagó el comando por estos servicios? ¿Contrató el ex candidato a un destacado publicista que, entre sus servicios, puso a disposición el Cessna C525? ¿Cuánto cobra Duda Mendonça por sus asesorías?

“Fue arrendado por Marco, no por Duda”

“El avión fue parte del paquete que ofreció la agencia brasileña que vino a Chile a hacerse cargo de las principales tomas, imágenes (…) fue parte del ofrecimiento”. Un día después de la publicación de La Tercera, el mismo diario recogía estas declaraciones de parte de Camilo Lagos, vicepresidente del PRO y uno de los actuales asesores de confianza de Enríquez-Ominami.

Otros personeros del PRO –que apelaron a que la rendición de gastos de campaña fue aprobada por el Servicio Electoral- complementaron las explicaciones asegurando que el avión y los servicios de Mendonça fueron cancelados a través de una factura emitida por Cono Sur Research Spa por $170.800.000 (unos US$ 300.000), incluida en la rendición ante el Servel bajo el rótulo de “asesoría y consultoría análisis y diseño de marketing”. Se trata de una firma chilena que, a su vez, habría subcontratado los servicios brasileños toda vez que, por ley, los candidatos no puede recibir apoyo extranjero.

Entre las dudas que surgen aquí está que en el detalle de la rendición nunca se habla de un avión y, según declaró el presidente del Servel, Patricio Santamaría, “mal podríamos haber aprobado algo que no se nos declara”. Días después, el propio Enríquez-Ominami intentó explicar el tema calificando el episodio –la omisión de que contrataron un avión privado- como una “desprolijidad” en la rendición electoral.

Con estos antecedentes, el miércoles 30 de marzo viajamos a Sao Paulo para intentar descifrar las interrogantes que se le han hecho en Chile al ex presidenciable y que, por falta de respuestas claras, se mantienen bajo un manto de misterio.

Ese mismo día, por la tarde, fuimos recibidos por uno de los profesionales de la antigua empresa publicitaria “Black Ninja” (BN), fundada precisamente por Mendonça. Al presentarnos, este estrecho ex colaborador del marketero político –que accedió a hablar con T13 solo bajo reserva de su identidad-, dio cuenta de estar exacatamente informado de las razones de nuestra visita: estaba al tanto de las publicaciones y la polémica que habían suscitado en Chile.

Salimos por un café y nos explica que si bien hace ya más de un año y medio no trabaja con Mendonça, aún mantienen en la agencia una estrecha relación. Solo en esas condiciones acepta conversar del tema.

T13: La pregunta que debo hacerle es directa: ¿el servicio de publicidad incluía o no el avión?

BN: El avión fue arrendado por él (MEO), no por Duda.

T13: En el PRO dicen que el avión era parte del servicio contratado a Duda Mendonça…

BN: Duda no pagó por ese avión. Cuando nos reunimos a hacer el acuerdo con él (ME-O), él ya había arreglado por su parte el avión. Ahora, eso se lo tiene que decir Duda y él, en estos momentos, se encuentra en Polonia.

Este ejecutivo cuenta también que Duda está al tanto de las cosas que se han dicho en Chile. Cree que si lo contactamos, él no tendrá problema en contar su versión de los hechos. “Mira el hará lo siguiente, escuchará tu pregunta sobre ¿quien contrató el avión?, ahí llamara al abogado y con el coordinará exactamente lo que puede o no puede decirte. Es así como él va a reaccionar, yo sé perfectamente que esto será así”, remata.

Siguiendo el consejo de alguien que trabajó y conoce por años a Mendonça, le escribimos un correo presentándonos y haciendo la pregunta que nos llevó a Brasil sobre el misterio de quién pago ese avión. Su consejo también incluía que la llamada al publicista debíamos hacerla dos días después.

Con esta información en la mano, partimos tras la empresa que en los papeles aparece como dueña del jet: Taxi Aéreo Piracicaba. La consulta era obvia: si el avión no lo pagó Duda Mendonça, solo ellos podrían aclarar quién financió el arriendo por más de tres meses de su Cessna 525 Citation, matrícula PR-TAP, para que Enríquez-Ominami lo usara en su campaña en Chile.

T13
Dirección oficinas Taxi Aéreo Piracicaba

Taxi Aéreo Piracicaba registra dos direcciones en la web, una de atención al público en la ciudad del mismo nombre, que queda a 176 kms al SE de Sao Paulo, y otra donde se guardan las aeronaves en el aeropuerto de Congonhas.

A primera hora del jueves 31 de marzo partimos rumbo a Piracicaba.

Poco más de tres horas en bus y una de las zonas más industrializadas y productivas de Sao Paulo nos recibe con 42 grados de temperatura.

La dirección - Rua Aquilino Pacheco 1628- corresponde a una casa particular, en medio de un barrio residencial. Una casa de aspecto abandonado, con revistas de propaganda y cartas amontonadas sin recoger, dan la idea de que hacía días que nadie aparecía por ahí. Los vecinos no supieron confirmar si en algún momento funcionaron ahí las oficinas de la empresa de taxi aéreo.

El taxista comenta que en los más de 20 años que lleva viviendo en esa pequeña ciudad, jamás había escuchado hablar de esa empresa, pero que a seis kilómteros se encuentra un club aéreo y que quizás ahí tendrían pistas.

Llegamos y los guardias, las únicas personas presentes en el lugar a la hora del almuerzo, confirman la existencia de Taxi Aéreo Piracicaba, pero aseguran no saber dónde estaban ahora las aeronaves, ya que desde la muerte del dueño (Epaminondas Camargo Madeira Neto) dos años atrás, los aviones no se guardaban más en ese aeroclub.

Me indicaron un camino al final del aeropuerto, hacia el hangar 5, donde trabaja una persona que por años cuidó el hoy famoso Cessna 525 Citation que durante casi cuatro meses se ausentó de ese lugar en 2013.  

T13: ¿Es aquí donde se guardaban los aviones de Taxi Aéreo Piracicaba?

"Epaminondas ya no existe más, el dueño de la empresa falleció. Usted tiene que ir al aeropuerto de Congonhas, donde está la TAM… ahí creo que guardan ahora los aviones…", nos dijo.

Oficinas de TAM donde se encuentra el avión que usó ME-O en su campaña.

El viernes 1 de abril Sao Paulo amaneció nublado. Al entrar a la recepción de TAM Aviacäo Executiva, en una de las dependencias del aeropuerto de Congonhas, queda claro que nadie llega sin cita previa. La entrada al lugar está reservada a las personas que trabajan en las empresas de taxi aéreos o a los pasajeros.

El recepcionista, tras enterarse del motivo de la visita, busca en un cuaderno una dirección y un número de teléfono.

“Debe llamar a este número de Piracicaba, ahí tiene que preguntar lo que desea".

De nuevo en punto cero. La dirección era la misma en la que habíamos estado en día anterior y el teléfono el mismo al que habíamos llamado decenas de veces y que solo ofrecía dejar mensajes automáticos.

Conversación de Duda Mendoça con T13

Pero quien sí respondió esa tarde de viernes fue José Eduardo Cavalcanti de Mendonça. Duda, el publicista, supuestamente desde Polonia, respondía el llamado en su celular.

El marketero político, el mismo que llevó a Lula a la presidencia y que luego cayó en desgracia con el PT, el mismo que vino a Chile en 2013 a presentar la campaña de Enríquez-Ominami, tenía la llave de este misterio.

Sin embargo, consultado por T13 no confirmó la versión de MEO.

Quien ha sido catalogado como uno de los magos del marketing político en Brasil, se limitó a señalar que en el momento oportuno revelará su versión. Añadió que, considerando la situación actual de Brasil, en medio de acusaciones de corrupción estatal, no se siente cómodo para hablar del avión que usó Marco Enríquez-Ominami en su campaña.

DM: “Yo no voy a dar ningún tipo de opinión sobre política de un país que no es el mío. En un momento oportuno le voy a contar todo lo que usted quiera”.

T13: Pero no queremos ninguna opinión...

DM: “Disculpe, estimado. Yo lo estoy atendiendo solo por delicadeza. Pero no voy a decir absolutamente nada, porque uno ve los periódicos y hay una confusión sobre la situación de Brasil. Y yo no me siento cómodo para dar una declaración”.

Antes de colgar, agrega que su abogado le aconsejó, de momento, no pronunciarse.

Mediodía del sábado 2 de abril. En las oficinas de Taxi Aéreo Piracicaba por fin atienden el teléfono.

Al otro lado de la línea una persona se identifica como Monique Chenu, socia y administradora de la empresa.

Comenta que fueron muchas las llamadas que ha recibido de Chile, y que ella no puede entregar información de sus clientes, sobre quién y cuánto paga por el arriendo de cualquiera de sus aeronaves. Agrega que, ya que estamos en Sao Paulo, podemos ir al aeropuerto de Congonhas a conocer el avión usado por ME-O en 80 viajes durante su segunda campaña presidencial en Chile.

Avión Cessna 525 usado por ME-O en su campaña

Joao S. es gerente de operaciones de Taxi aéreo Piracicaba, desde que a principios del 2014 la empresa despidiera al anterior por infracciones al código de aeronáutica civil.

A finales de 2013, la Agencia nacional de Aviación Civil (ANAC) realizó varias fiscalizaciones a Taxi Aéreo Piracicaba. La empresa recibió quince infracciones por un total de US$ 270 mil. Las faltas más graves se referían a no respetar las horas de descanso establecidas por ley, y la falta de conocimiento de los códigos internacionales para vuelos al extranjero.

Joao lleva en el mundo de los aviones más de dos décadas, y si bien no conocía la historia que nos llevó hasta ahí, no deja de sorprenderlo cuando le preguntaos si es normal arrendar una avión de esas características por cuatro meses para llevarlo a otro país. Asegura que en todos sus años de trabajo jamás lo había visto, por el alto precio que implicaría.  

En cuanto al valor de arriendo de esa aeronave tampoco se quiso pronunciar, ya que eran las instrucciones recibidas por Monique Chenu. Sí lo hizo otro empresario, que tiene el mismo avión y que lo guarda a metros del que fuimos a conocer.

Para hacernos una idea de cuánto cuesta el arriendo de un avión, le entregamos una lista de las ciudades que ME-O visitó mientras el avión estuvo disponible para su uso exclusivo.

Con fecha 25 de Marzo, El Mercurio informó que el ex diputado habría realizado 80 vuelos entre julio y noviembre del 2013, desde o hacia el aeropuerto Arturo Merino Benítez.

Avión usado por ME-O en campaña presidencial registra 80 vuelos entre julio y noviembre de 2013

Esa nota menciona 13 ciudades desde Arica a Punta Arenas,donde según registro electrónico de la DGAC, habría estado el avión.

Le pasamos esa misma información a otras dos compañías de transporte aéreo privado, cotizando por el mismo avión: un Cessna Citation 525. La más barata cobraba US$ 800 mil, y la segunda US$ 50 mil dólares más. Ambas con la salvedad de que nunca hicieron un arriendo en esas condiciones y, en ambos casos, medio millón de dólares más caro que lo que según el PRO pagaron por el jet de Piracicaba y la asesoría de Mendonça juntos.

El primer vuelo de Marco Enríquez-Ominami en el Cessna 525 Citation -según quedó consignado en un documento de Aduanas entregado a canal 13 por la DGAC-, fue de Santiago a Sao Paulo el día 22 de julio del 2013.

En el avión, según el documento (al pie de página), viajaban dos de los más altos ejecutivos de la empresa constructora OAS, en Sao Paulo. Augusto Cesar Ferreira  e Uzeda y Augusto Cesar de Souza, desvinculados de la empresa uno en febrero y otro en junio del 2014, según respuesta por correo de OAS a nuestra consulta.

Cesar Ferreira y Uzeda era el encargado de las relaciones internacionales de la empresa OAS, y cuyo nombre salió a la palestra al conocerse unos mensajes con el entonces presidente de la empresa OAS, Leo Pinheiro, donde planeaban marcar una entrevista con el embajador de Mozambique, para poder entrar en aquel país. Este acercamiento, quedó establecido, que lo hacían por intermedio de Lula, era el “modos operandi” de OAS en todos los países donde “ganaron” millonarias licitaciones. Y que llevó, en noviembre del 2014, al presidente de la OAS a prisión.

Mensajes interceptados por la Policía Federal Brasileña 

Otros de los mensajes interceptados a Cesar Ferreira e Uzeda, y de quién ME-O dice ser conocido, muestran cómo la empresa con el ex presidente Lula hacían sus contactos. Según publica la revista Veja en junio del 2015.

“El martes 12 de noviembre, el presidente de la OAS, Leo Pinheiro, le llama la atención a Ferreira e Uzeda sobre la poca presencia de la OAS en Chile”. A lo que Ferreira e Uzeda le responde con una lista de obras en nuestro país.

No contento con esto, Leo Pinheiro le insiste que organice para el ex presidente Lula una mesa redonda con 20 ó 30 personas. Ferreira responde por mensaje que esa reunión está condicionada a quien gane las elecciones que serían ese domingo. “Los invitados dependerán del resultado de las elecciones del domingo. Chile es un país muy sofisticado. Tal vez podríamos hacer un almuerzo con la participación de empresarios y los políticos con mayor orientación a la izquierda e intelectuales. Antes sometería la lista a él (Lula)”, escribió Ferreira- Uzeda.

T13 contactó a Marco Enríquez-Ominami para obtener su versión, pero el líder del PRO prefirió no volver a referirse al tema.

Revisa el reportaje completo emitido en T13:

Teletrece viajó a Brasil para develar los misterios de esta controvertida contratacion.

Cadem: Un 84% no le cree a ME-O por avión usado en campaña presidencial