Tendencias

Adidas: los polémicos comentarios de Kanye West que le costaron un millonario contrato con la firma

bbc
Por BBC News Mundo
El rapero ha lanzado una serie de comentarios que han sido calificados como antisemitas. Varias firmas han cancelado acuerdos con el músico.

Los recientes comentarios que ha hecho el rapero estadounidense Ye, conocido antes como Kanye West, le están costando caro.

El gigante de la ropa Adidas anunció este martes la finalización de un contrato con Ye y aseguró que "no tolera el antisemitismo y cualquier otro tipo de discurso de odio".

El músico y la firma trabajaban juntos bajo la marca Yeezy, pero la empresa ya puso la colaboración bajo revisión hace unas semanas después de que Ye utilizara una camiseta con la leyenda White Lives Matter ("las vidas blancas importan", en alusión al movimiento Black Lives Matter) en un escenario de la Semana de la Moda de París.

Días después, el rapero lanzó comentarios antisemitas en sus redes sociales y otros medios.

Fue entonces cuando Adidas decidió que los productos relacionados con el rapero sean retirados de la venta con efecto inmediato.

Esto representa el fin de una asociación iniciada hace casi 10 años y que ha generado cientos de millones de dólares.

El fabricante de ropa deportiva dijo en el pasado que la colaboración de ambas partes bajo la marca Yeezy era una de las más exitosas en la historia de la compañía. Cortar la asociación significa que Adidas tendrá una pérdida neta de unos US$250 millones en 2022.

¿Qué dijo Ye?

Desde hace varias semanas, Ye ha hecho declaraciones en las que ha expresado su disgusto con ejecutivos del entretenimiento de origen judío y ha hecho declaraciones que han sido catalogadas como antisemitas.

En sus cuentas de Instagram y Twitter, que fueron suspendidas varios días, publicó mensajes como uno en el que decía: "Tengo un poco de sueño esta noche, pero cuando me despierte voy a hacer death con 3 en GENTE JUDÍA".

"Death con 3" fue un aparente error de escritura del término militar "Defcon", un sistema de defensa estadounidense. La frase en conjunto implicaría una amenaza antisemita.

Ropa deportiva de Kanye WestReuters

En el mismo mensaje parecía defenderse ante cualquier interpretación en su contra: "Lo curioso es que en realidad no puedo ser antisemita porque los negros también son judíos. Ustedes han jugado conmigo y han tratado de eliminar a cualquiera que se oponga a su agenda".

El tuit fue eliminado por la red social.

Pero el Comité Judío Estadounidense dijo en un comunicado que el rapero había estado haciendo uso de un lenguaje de odio: "Se tiene que ver que las palabras importan, especialmente un comentario antisemita rabioso que apareció recientemente en las redes sociales".

"Si quiere tener alguna credibilidad como opinador de temas sociales, ya no como músico, tal vez pueda comenzar por encontrar la manera de expresar sus ideas sin fomentar el odio hacia los judíos", añadió.

Ye no dejó el tema y en un reciente podcast mostró que estaba muy seguro de sus alianzas comerciales: "Puedo decir m***** antisemita y Adidas no me va dejar caer".

En un comunicado este martes, Adidas dijo que "no tolera el antisemitismo y cualquier otro tipo de discurso de odio".

"Los comentarios y acciones recientes de Ye han sido inaceptables, odiosos y peligrosos, y violan los valores de diversidad e inclusión de la compañía, respeto mutuo y justicia".

Aunque Adidas puso su relación bajo revisión a principios de octubre después de que Ye mostrara la citada camiseta en París, la compañía no dijo que eso fuera el motivo de la revisión.

La firma le dijo en ese momento a la BBC que tomó la decisión de poner la asociación bajo revisión después de "repetidos esfuerzos para resolver la situación en privado" y de ser acusado por Ye de "robar" sus diseños.

Prenda de Yeezy con el ticket de compraReuters

La frase Black Lives Matter, que representa la oposición al racismo y la brutalidad policial, fue ampliamente utilizada después del asesinato de George Floyd, un hombre negro desarmado que murió a manos tras ser sometido por un policía en Minneapolis (EE.UU.) en 2020.

La Liga Antidifamación describe White Lives Matter como una "frase supremacista blanca".

Más alianzas caídas

Además de que Instagram y Twitter suspendieran la cuenta de Ye en los días posteriores a sus comentarios antisemitas, otras alianzas comerciales también se han visto involucradas.

El banco estadounidense JP Morgan y el minorista de ropa Gap dijeron en octubre que terminarían su relación con Ye.

Ye acusó a Gap de no cumplir con los términos de su acuerdo, incluso al no abrir tiendas independientes para su marca de moda Yeezy.

La casa de moda de alta gama Balenciaga y la agencia de cazatalentos Creative Artists Agency también cortaron lazos con el rapero a principios de octubre.

La productora de cine y televisión MRC dijo el lunes que no transmitirá su documental que había sido terminado recientemente y que habla sobre la vida del rapero.

En un comunicado, acusó al rapero de perpetuar "la mentira de que los judíos son malvados y conspiran para controlar el mundo para su propio beneficio".

"Como líderes de este compañía [un judío, un musulmán y un cristiano], nos sentimos en el deber de decirles a todos ustedes que este es un uso pernicioso y terrible de una lógica falsa".

Para Adidas, los últimos comentarios fueron la gota que rebasó el vaso y, de tenerlo bajo revisión, pasó a romper el contrato.