Tendencias

El secreto detrás de la torta de jamón: ¿Qué contiene esta comida favorita de 'El Chavo del 8'?

Televisa / Youtube
Por T13
Por muchos años, el sabor y la receta de las tortas de jamón han sido un misterio para los fanáticos de la serie mexicana.

‘El Chavo del 8’ es uno de los grandes clásicos de la televisión en América Latina. Desde México hasta Argentina –donde Chile no ha sido la excepción– este programa ha divertido a varias generaciones.

Como niño huérfano, el Chavo carecía de muchas cosas. Sin embargo, siempre se las rebuscaba para dormir en algún lugar cómodo o comer cosas que hacían sus vecinos, como pan, galletas o el recordado pollo asado de la ‘Bruja del 71’.

Pero algo que ‘El Chavo’ siempre anhelaba comer eran las famosas ‘tortas de jamón’. A pesar de que en los episodios donde se le ha visto disfrutarlas no se puede apreciar exactamente qué contienen, por el nombre se podría pensar que solo se trata de un pan con jamón, pero la respuesta no es la correcta.

En México, este sándwich tiene otra preparación que a continuación te contamos.

Las tortas de jamón son una especie de sándwich que tiene como base bolillo, telera o birote, unos panes típicos en México.

El secreto detrás de la torta de jamón: ¿Qué contiene esta comida favorita de 'El Chavo del 8'?

Para prepararla, primero se debe cortar el pan por la mitad. Luego, una de estas mitades -la de arriba- es untada con mayonesa, mientras que sobre la otra se coloca porotos refritos, además de jamón y jalapeños. A veces también lleva verduras como cebolla, tomate y lechuga, consignó La República.

Las tortas de jamón pueden comerse frías o calientes, a gusto de cada uno, y su elaboración es muy rápida.

Si bien hay tantas formas de preparar el famoso sándwich, vale la pena preguntarse cuál es la que comía ‘El Chavo’, sobre todo porque se ha vuelto una de las más populares gracias a este personaje.

“Aventuro que la que comía el Chavo no era muy sofisticada, a lo mejor no tenía cebolla ni tomate, lo más probable es que tuviera jalapeño, que es necesario en cualquier torta”, explicó Adam Vázquez, profesor mexicano y crítico cultural.