Tendencias

La inaudita razón que llevó a este finlandés a llenar de dinamita su auto Tesla y hacerlo explotar

Por T13
El hombre no quiso reparar el vehículo eléctrico debido al alto costo, por lo que decidió hacerlo estallar en miles de partes.

Los propietarios de un automóvil Tesla siguen siendo muy exclusivos, considerado el valor de mercado que tienen estos vehículos eléctricos que se han transformado en toda una tendencia y se reconocen como parte una de las marcas más populares con esta tecnología de energía limpia.

Al ser automóviles que usados superan los 40 millones de pesos chilenos, no son muchos los que se encuentran en el mercado, por ende, los repuestos y mantenimiento de estos coches se deben realizar en los propios locales Tesla.

Así fue como Tuomas Katainen evidenció lo caro que puede resultar reparar un Tesla Model S del año 2013.

El finlandés envió al taller su vehículo eléctrico luego que éste presentara distintos códigos de falla en el tablero y al consultar en el servicio técnico la respuesta que obtuvo no fue nada alentadora.

Según los mecánicos, ellos no podían hacer más nada con el auto, puesto que debían cambiar por completo la batería previa autorización directa de la sede de Tesla.

El cambio tendría un costo de 22,600 dólares, una cifra cercana a los 20 millones de pesos chilenos.

¿Qué haces cuando la reparación de tu auto es muy costosa?

Katainen decidió que los autos eléctricos no eran para él y sin fijarse en el dinero que significaría dejar sin uso el auto, no encontró otro mejor método para superar el impasse que hacer explotar su Model S.

null
Lee También >

Elon Musk vendió 6.900 millones de dólares de acciones de Tesla

Para ello Tuomas contactó al youtuber Pommijätkät, con quien documentó este insólito hecho.

Y es que el hombre decidió poner 30 kilos de dinamita al su vehículo

Así fue como el equipo de grabación se dirigió hasta una cantera en Jaala, una pequeña ciudad rural en el sur de Finlandia. Allí un grupo de personas vio atentamente cómo en pocos segundos el Tesla Model S blanco fue reducido a sólo escombros.

El video ya acumula más de tres millones de reproducciones en YouTube, y no se sabe cuánto dinero ha recaudado pensando en el costo del vehículo y si el dueño tendrá alguna retribución.