Tendencias

"La peor pesadilla de una madre": pasó 20 horas desenredando 150 juguetes del cabello de su hija

Facebook - Lisa Tschirlig Hoelzle
Por T13
Lisa Hoelzle compartió un post en Facebook que se volvió viral donde contó cómo un juego entre sus dos hijos de 6 años terminó en una "operación" de casi un día quitando coloridas figuritas de velcro de entre los pelos de Abigail.

Un juego de hermanos terminó en "la peor pesadilla de una madre".

Con esas palabras, una mujer de Pensilvania llamada Lisa Hoelzle calificó uno de sus días más arduos siendo mamá después de que pasara 20 horas desenredando 150 juguetes del cabello de su hija.

La abnegada mamá de Noah y Abigail, ambos de 6 años, relató en un post en Facebook que sus pequeños estaban jugando en el sótano con unas Bunchems, estas pequeñas bolas con velcro que se pegan fácilmente.

Según contó Lisa, al primero se le ocurrió lanzarle un contenedor repleto de estos objetos a su hermana y la situación empeoró cuando, al darse cuenta de la complejidad, los niños intentaron quitárselos ellos mismos.

A la mujer le costó 3 horas desenredarle 15 bolas.

En el intertanto llegó el padre de los menores, investigaron en internet y se dieron cuenta de la "gravedad" de la situación.

La sugerencia en los motores de búsqueda fue "usar acondicionador y aceite vegetal para aflojarlo, pero eso empeoró y ensució mucho", apuntó Lisa Hoelzle.

I post the good .... well here is some of the bad ☹️☹️☹️ Friday at 4pm until Saturday at 10pm was my worst Mom...

Publicado por Lisa Tschirlig Hoelzle en Domingo, 10 de enero de 2021

Quitaron otros 10 objetos hasta las 01:00 horas y decidieron irse a dormir. Abigail durmió con su cabeza en el abdomen de su madre para evitar que durante la noche las Bunchems continuaran enredándose.

Temprano en la jornada siguiente, la mamá de los niños compró aceite mineral y un peine desenredante.

Fueron horas y horas en la bañera con acondicionador y mucha pérdida de cabello para la pequeña de 6 años. Varias lágrimas también, y dos dedos totalmente hinchados para Lisa.

La mujer, por otra parte, comenzó a alertar sobre los peligros de estos objetos, pero, de acuerdo a New York Post, ya están descontinuados. Aunque pueden comprar en internet.