Tendencias

Vesta Lugg pasa a la ofensiva con su proyecto musical: "Nunca me ha preocupado incomodar"

Warner Music
Por Bastián Garcia
La actriz y cantante chilena nacida en Canadá se encuentra en el estudio trabajando en múltiples canciones. Este 2020 ya lanzó "El contrato", tema al que le atribuye el "dejar de castigarme por ser mujer".

Vesta Lugg estuvo los últimos ocho meses en Canadá. La actriz y cantante chilena, de 25 años, vivió en su país de nacimiento los momentos más difíciles del confinamiento y del distanciamiento social producto de la pandemia del coronavirus. Incluso, su último single viral llamado "El contrato" —que posteriormente tuvo una versión acústica— lo compuso y lanzó a distancia.

Pese a las circunstancias extraordinarias, la actual temporada le tenía preparada una nueva etapa en su carrera artística: a mitad del 2020, la ex integrante de la serie "BKN" firmó con Warner Music, lo que sumado a la apertura sistemática de las fronteras la llevó a ubicarse en el centro del estudio de grabación.

"Echaba mucho de menos entrar en el estudio. Me motiva y me apasiona trabajar en equipo, que me cuenten, que me expliquen, extrañaba esa conexión", dice Vesta Lugg a T13.cl.

"El mayor regalo es el trabajo humano porque ese trabajo en equipo es el que te levanta cuando necesitas que te levanten", añade, asegurando que se ha inspirado por artistas como Francisca Valenzuela, Denise Rosenthal, Mon Laferte o Camila Gallardo, a las que ha visto trabajando incansablemente con o sin cuarentena.

Vesta Lugg, música chilena: Nunca me ha preocupado incomodar

—Tú vienes de la actuación y, un poco a la fuerza, de la farándula. En ese sentido, ¿te ha costado que la gente te vea como una cantante o compositora?

Sí, y también lo veo desde el punto de vista humano. Yo no pretendo obligar a nadie a que piense algo que no quiere, y ha sido un desafío como todo, como todos los desafíos que me he propuesto. No porque yo piense que esto es así tiene que ser así, y desde esa honestidad (quiero) abrirle la puerta a que escuchen mi música.

Lugg destaca que la comunidad que ha formado con sus fans es un espacio positivo y que no existen las etiquetas. De todas formas, plantea que dentro del universo de oyentes "vas a tener lo positivo y lo negativo, como esto es tan expuesto es natural que suceda que hay a quien no le gusta, no lo comparte, no lo quiere. Dicho esto, para mí sí es un desafío conquistar corazones".

—¿Qué significa para ti tu última canción "El contrato"?

"El contrato" es un encuentro conmigo misma, como de dejar de castigarme por ser mujer. Termina siendo una invitación a esas conversaciones contigo misma, a vivir tu vida pasándote por el culo el qué dirán: "Este es mi derecho a ser libre, a ser mujer, a tener derechos sobre mis órganos reproductivos, tener derecho a cómo quiero vivir mi libertad sexual, mis opiniones políticas". Y cuando logré tener esa conversación conmigo misma, dije: "Ya sé cómo me siento, y quiero componer y escribir una canción, y quiero tomar una postura pública", y eso implica recibir opiniones, generar conversaciones y debates. Incomodar. Y una de mis fortalezas es que nunca me ha incomodado incomodar y nunca me ha preocupado incomodar.

—A comienzos de este 2020 dijiste que hace años la industria te imponía ser sexy para ser validada...

La definición de sexy viene de ti, la definición de cómo tú te quieres desenvolver con tu sensualidad depende de ti, y creo que yo siempre me he sentido muy cómoda en mi cuerpo y conmigo misma. Para mí sexy es utilizar un vestido de 13 kilos con colores neón, esa era mi versión. Entonces, efectivamente la industria te condiciona y te define ciertos conceptos que deberían nacer desde tu individualidad. Hoy me empodero más de eso y me encanta hablarlo porque siento que hay muchas niñas que están en esa misma parada de no querer ser de una cierta forma por el simple hecho de que les dicen que tienen ser así, y aplaudirse su cuerpo, su forma de vestir, y su forma de vivir su sensualidad y su sexualidad como se les plazca. Y creo que esa es la profundización de ese comentario.

Hace unas semanas, Vesta Lugg tuvo que revelar su relación sentimental con el futbolista chileno Pablo Galdames, que juega actualmente en el Club Atlético Vélez Sarsfield de Argentina.

El volante nacional le escribió a su polola en un video que ella publicó en Instagram, y el comentario fue criticado por sus seguidores por considerar que el deportista se estaba "apropiando" de la figura de la cantante.

Lugg les respondió que ambos tenían una relación "sana y bella" para cerrar el tema, lo que también destacó la cercanía con la que se comunica con sus fans en redes sociales.

"De repente ellos necesitan y todos necesitamos que alguien nos diga 'tú no estás tan loco, puedes hacer lo que quieres, ser libre'... Y yo tengo conversaciones de forma privada con mis fans y cuando ellos de repente, naturalmente, interpretan ciertas conversaciones digitales yo no tengo ningún problema  en salir a conversar con ellos y que aprendamos todos juntos. Yo también aprendo de ellos", reflexiona la artista.

 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 

Una publicación compartida de Vesta Lugg (@vestalugg)

Ahora, la voz de "Contigo" se encuentra trabajando en "múltiples" canciones y su objetivo "sí o sí" es convertir esos temas en su primer disco de estudio.