Indignación causó en la provincia de San Luis, Argentina, una despedida de soltera clandestina realizada por trabajadores de la salud, sin respetar ninguna medida sanitaria por la pandemia de coronavirus.

El video del festejo, realizado en la casa de una odontóloga, se viralizó justo cuando la provincia ingresó en estado de alerta por el crecimiento de casos de COVID-19.

En el registro se ve una de las protagonistas de la fiesta bailando sobre la mesa, mientras que el resto de los invitados no tenían mascarillas ni tomaban los mínimos resguardos y protocolos de distanciamiento social.

Publicidad

Y, pese a que en esta región están permitidas las reuniones sociales, no pueden superar los 10 participantes. Además, deben mantener el distanciamiento social y respetar los protocolos vigentes, algo que no se cumplió.

Según informó TN, el material llegó a manos de las autoridades y el miércoles por la noche, la ministra de Salud, Silvia Sosa Araujo, informó que Fiscalía de Estado está llevando adelante la denuncia contra los participantes de la fiesta.

Además "se iniciarán actuaciones administrativas" teniendo en cuenta que se trata de trabajadores de la salud afectados a la vigilancia epidemiológica de la pandemia en el Hospital de Fortuna, que depende de la provincia.

Publicidad