El pasado 1 de enero, un terrible hecho se registró en Estados Unidos: Le dispararon a una sobrina de 4 años de George Floyd mientras dormía en su habitación.

Según explicó el Departamento de la Policía de Houston, del estado de Texas, un grupo de desconocidos emitió varios disparos en contra de la vivienda de la menor.

Publicidad

"Mi hija saltó y dijo: 'Papá, me dispararon'. Y yo estaba aturdido, hasta que vi sangre y me di cuenta de que a mi hija de 4 años, en realidad, le dispararon", dijo el padre de Arianna, Derrick Delane, a los medios internacionales.

Cabe recordar que, George Floyd murió el 25 de mayo de 2020 cuando un policía lo inmovilizó durante al menos 8 minutos, hasta perder la respiración.

Tras su fallecimiento, el movimiento Black Lives Matter, en defensa de los derechos de migrantes, toma cada vez más fuerza en contra de los crímenes racistas.

 

Publicidad