Una investigación de la Fiscalía de Arica en conjunto con la Brigada Antinarcóticos y contra el Crimen Organizado (Brianco) de la PDI, dejó a cuatro ciudadanos venezolanos detenidos.

En total, se les incautaron más de 134 kilos de droga, y una granada de lanzamiento manual de fragmentación.

Los implicados operaban y aprovechaban su condición de conductores de camiones y peonetas de empresas de transporte para trasladar la droga hasta la zona central del país.

Publicidad

"Los imputados fueron detenidos por funcionarios policiales cuando se trasladaban en dos camiones, encontrando oculto al interior de la carga 118 kilos 250 gramos de cannabis sativa, 2 kilos 20 gramos de pasta base de cocaína, 8 kilos y 10 gramos de ketamina y 6 kilos 310 gramos de clorhidrato de cocaína. Además de la droga incautada, que en total sumó 134 kilos 590 gramos, fueron decomisados dos tracto camiones y una granada de mano defensiva de tipo militar oculta al interior de un paquete de droga, junto con 500 mil pesos de dinero en efectivo", informaron desde la policía.

Los imputados fueron formalizados por los delitos de tráfico ilícito de estupefacientes e infracción a la Ley de Control de Armas, decretándose su prisión preventiva y un plazo de investigación de 90 días.

“Este tipo de investigaciones nos permite determinar el destino de la droga, además de quiénes son los que financian la droga y la estructura completa de la organización. Cuando tenemos la estructura criminal podemos ir a los bienes y darles un fuerte golpe respecto de su patrimonio, es decir dejarlos sin medios para que sigan actuando", sostuvo el fiscal Regional, Mario Carrera.

Publicidad