Política

La delgada línea en la que se moverá Kast para mantener su posición expectante hasta la elección

elecciones-2021
Agencia Uno
Por Paula Valenzuela
Chile Vamos dice que debe mantener su estrategia “exitosa” de cara a la primera vuelta y luego, en segunda vuelta, ajustar el programa de gobierno; idea, que, en todo caso, ya está definida en el comando. Sin embargo, el abanderado oficialista seguirá criticando que los números “no cuadran” y que sus ideas son “extremas”; mientras los partidos piden a ambos una prioridad mayor: salvar la elección parlamentaria.

¿Cuánto le acomoda a José Antonio Kast ser el favorito? Esa es una pregunta que ha rondado hace unos días en la centroderecha, al menos desde que el republicano lleva la delantera en las encuestas, en desmedro del candidato oficialista, Sebastián Sichel.

Más allá de los cálculos electorales que se le acusan a los parlamentarios de Chile Podemos Más para enfrentar los comicios parlamentarios del 21 de noviembre -dado los últimos apoyos a Kast-, en el sector están conscientes de que Kast camina por estos días en una delgada línea, con poco margen, para mantener su favoritismo en las encuestas.

¿La razón? En el oficialismo subrayan que el abanderado ha sido hace años la causa de división de la derecha, pero, admiten, en esta etapa lo necesitan. No así tanto el propio Kast, al menos de cara a la primera vuelta presidencial.

Cadem: José Antonio Kast saca 5 puntos de ventaja a Gabriel Boric agencia uno
Lee También >

Cadem: José Antonio Kast saca cinco puntos de ventaja a Gabriel Boric

Uno de los primeros en verbalizar este análisis del sector fue el académico y doctor en Ciencia Política, Daniel Mansuy. “No hay en el mundo de Kast una reflexión a la altura de los enormes desafíos que implica gobernar Chile”, comenzó señalando en su columna en Reportajes de El Mercurio, a propósito del debate de medidas extremas de su programa de gobierno. Y continuó: “La pregunta es qué tan preparado está José Antonio Kast para modificar su discurso y estrategia en función del nuevo escenario. El candidato republicano debe tomar decisiones que determinarán su futuro y el de la derecha. ¿Aspira Kast a ser el líder de una derecha amplia y con vocación de mayoría? ¿O bien preferirá un grupo irreductible y minoritario?”.

En el oficialismo hay una mirada común: Kast, de cara a la primera vuelta, debe mantener una estrategia que hasta ahora ha sido exitosa.

La gente no entendería que algún candidato cambie de estrategia tres semanas antes de la elección, lo importante es seguir sintonizando con la ciudadanía y no verse envuelto en problemas políticos con políticos. Hay que seguir hablando de los temas que le interesan a la gente: la seguridad, el orden, las pensiones y la capacidad que tiene el país de crecer y salir adelante”, dice a T13.CL el jefe de bancada de la UDI, Juan Antonio Coloma.

Los partidos políticos de Chile Vamos, institucionalmente, en tanto, tienen claro que no es el momento para discutir con Kast la dirección de su programa, pues, remarcan, eso sería desechar definitivamente la candidatura de Sichel. Las comisiones políticas de las colectividades, recuerdan, ya definieron que cumplirán su compromiso de la primaria presidencial de julio.

Desde ese punto de vista, en el propio comando de Kast afirman que la decisión está tomada: el documento programático no tendrá cambios antes de la primera vuelta presidencial.

Sí en Chile Vamos algunos relevan que es necesario al menos salir a clarificar algunos de los puntos más polémicos.

“José Antonio Kast ha ido tomando una relevancia en la campaña presidencial que no podemos desconocer. Hoy día está liderando todos los pronósticos y uno lo siente en la calle. Por lo mismo, es importante que él entre al área chica y aclare a la ciudadanía cómo pretende financiar su programa de gobierno. Lo otro, es relevante aclarar definitivamente qué va a ocurrir con el Ministerio de la Mujer”, afirma a este medio el diputado RN Francisco Eguiguren.

Durante esta jornada, en tanto, los abanderados Kast y Sichel se enfrentaron por el programa del republicano. “En la campaña de José Antonio Kast, los números no cuadran. Y eso, aquí y en la quebrada del ají, se llama populismo”, dijo Sichel en alusión a la baja de impuestos que propone su contendor. “¿Cómo decimos que vamos a reducir en un 20% los impuestos en un país pobre en que la gente necesita ayuda?”, criticó Sichel. A lo que más tarde Kast respondió: “Los programas no están escritos en piedra, son todas políticas públicas que se pueden abrir al debate, yo de extremo no tengo nada”.

El llamado de Kast a una “mayoría parlamentaria”

Ya instalada la idea de que el 21 de noviembre “hay que salvar la parlamentaria”, en Chile Vamos aseguran que sí debe haber cambios de parte de Kast en torno a cómo se relaciona con los parlamentarios oficialistas para “no dejar tantos heridos en el camino”. Esto, relevan, si se considera que las expectativas no son favorables en cuanto a los resultados parlamentarios -la más optimista es que bajarán su representación a 60 diputados (hoy tienen 72)-, por lo que los ánimos de cara a la segunda vuelta no serán del todo positivos.

“Kast, en esta posición en las encuestas, sabe que tiene una responsabilidad aún mayor de tener un buen Congreso”, dice un líder de Chile Vamos en relación a una de las principales dificultades: el republicano lleva su propia lista parlamentaria que, dicen en la derecha, solo los divide y entregará ventaja a la izquierda.

Por eso, relevan en el comando de Kast e incluso en el oficialismo, que por estos días el abanderado ha enviado apoyos directos a candidatos de Chile Podemos Más, en zonas donde la lista del Frente Social Cristiano no tiene cartas.

Este martes, de hecho, Kast se refirió a este punto y por primera vez abordó la importancia de una mayoría parlamentaria.

“Hemos salido a señalar siempre que nuestra primera obligación es respaldar a los candidatos del Frente Social Cristiano (…) En el caso del Senado hemos señalado que sí hay regiones donde no tenemos candidatos, solo presentamos en la Región Metropolitana, y en el Biobío, y en las otras estamos claros que necesitamos mayoría parlamentaria, por lo tanto, si nosotros podemos ayudarle a los candidatos al Senado de Chile Podemos Más lo vamos a hacer y no vamos a criticar si uno pone o no la foto, no, todos tenemos que ayudar y ojalá Sebastián Sichel también haga lo mismo, ayudar a que saquemos la mayor cantidad de senadores en este próximo Parlamento para evitar precisamente este mal Congreso que tenemos hoy día y eso se logra sumando”, dijo el exdiputado.

Lo cierto es que también el abanderado ha entregado apoyos a candidatos a la Cámara Baja, como a la UDI Liz Casanueva, que compite en Magallanes; también a Luis Alejandro Silva en el distrito 13 y otros candidatos del PRI.

Igualmente lo ha hecho con los RN Francesca Muñoz y Leonidas Romero, ambos del distrito 20.

La “exigencia” de Chile Vamos no solo es con Kast sino también con Sichel, a quien de hecho, por estos días, le han transmitido que la franja y discursos tiene una ausencia notoria de parlamentarios, lo que, enfatizan, no ayudaría a la elección.

Ya contra el tiempo, Kast intenta mantener el favoritismo y Sichel conquistar a un centro que parece haber perdido, hasta ahora.