T13
Emprendedores

Estudiante de Ingeniería Forestal ofrece joyas hechas a mano con técnica ancestral

emprendedores
Turmalina Macramé
Por Alejandro Valenzuela
La emprendedora ha basado su estrategia de difusión en redes sociales, principalmente en Instagram.

Constanza Paluba es una joven emprendedora de Santiago que cursa su primer año de Ingeniería Forestal en la Universidad Católica, y es una apasionada por el arte y principalmente por la artesanía. Debido a esto en noviembre de 2020, una vez egresada del colegio, quiso dedicar parte de su tiempo a una de las actividades que más le gustaban y creó "Turmalina Macramé".

La joven fue aprendiedo la técnica del macramé y cómo elaborar sus productos, principalmente a través de las redes sociales y viendo videos de Youtube. Llegando a replicar algunos diseños y creando otros.

Gracias a su esfuerzo, Constanza ha logrado complementar sus estudios y el trabajo como emprendedora: "Le dedico más tiempo incluso a la tienda que a estudiar, pero me va bien en los estudios. Por ejemplo, me despierto a las nueve de la mañana, y trato de hacer todos los pedidos. En un collar me demoro entre dos y tres horas, y después en las tardes y en las noches vuelvo a trabajar", comentó Paluba. 

Incluso para dar el primer paso, la joven tuvo que recurrir a la ayuda económica de su familia: "Tuve que pedirle plata a mi mamá y a mi hermana mayor, como unos $50 mil pesos, y con eso compré los primeros materiales como hilo encerados y piedras naturales", expresó la universitaria.

Este emprendimiento, que nació en medio de la pandemia como un hobby, ofrece joyas hechas a mano con la técnica ancestral del macramé y con piedras naturales.

Paluba tenía claro que debido a las restricciones sanitarias para combatir el Covid-19, la digitalización era un factor fundamental, sumando hasta la fecha más de dos mil seguidores en su cuenta @turmalina.macramé: "Como empecé en tiempos de pandemia las redes sociales han sido un gran apoyo para la tienda, principalmente Instagram". 

La emprendedora comenta que en Turmalina Macramé es fundamental el trato con cada uno de sus clientes y la calidad de sus productos: "Lo más importante para la tienda es brindar una atención amigable y cercana con los clientes, además, un servicio y productos únicos y originales", aseguró Paluba.

Dentro de los productos más demandados está el "colgante XL", que según dice, resalta principalmente el cuello. Pero también ofrece collares, chockers (un tipo de collar ajustado al cuello), tobilleras, pulseras, brazaletes y aros.

Los precios de estos productos varían desde los $4 mil hasta los $25 mil aproximadamente, dependiendo del tamaño de la piedra y el diseño. Y realizan envíos a todo Chile.

Además, Constanza sueña con tener una tienda física y viajar por el mundo para que miles de personas conozcan sus creaciones.

Si quieres comprar o tener más información de alguno de estos productos visita su Instagram @turmalina.macramé.