Nacional

Robo de madera: las pistas que arrojó investigación de atentado a fiscal Elgueta cometido por la CAM

ex-ante
Por Ex-Ante
El líder de la CAM, Héctor Llaitul, validó por primera vez en un video, cuando relanzó en junio el libro Chem ka Rakiduam, el robo de madera para obtener armas. En 2009, tras la emboscada al fiscal Mario Elgueta en Puerto Choque, hecho por el que fue condenado, estaba siendo investigado por el mismo delito y fue absuelto.

Qué observar.  El líder de la CAM, Héctor Llaitul, durante el relanzamiento del libro Chem ka Rakiduam (acción y pensamiento) de la Coordinadora Arauco Malleco el 10 de junio en Peñalolén, cuyo video desconocido fue difundido hace 3 días, validó la venta de madera para obtención de armas. Se trata de un delito por el que fue investigado, profusamente, junto a una docena de integrantes de ese grupo radical, en la indagatoria por el atentado en contra del fiscal Mario Elgueta en 2009 y en la que se estableció que a esa dinámica le llamaban  “Proceso de recuperación productiva de las tierras”.

  • Sin embargo, Llaitul fue condenado solo por la emboscada, pese a que el Ministerio Público presentó entonces videos, fotografías, testigos e incautó motosierras en desde distintos domicilios.
  • En el video de njunio pasado el líder de la CAM dijo que “la madera que nosotros recuperamos es para tener recursos para generar los insumos para reconstruir el mundo mapuche. Y para tener los fierros y para tener los tiros y para tener los implementos necesarios para defender a las comunidades y los procesos que se llevan adelante”.
  • En su intervención de junio, Llaitul, al referirse en varios momentos al robo de madera, fustigó  la ministra del Interior, Izkia Siches, por vincularlo a este hecho.
  • “Resulta sorprendente incluso que la ministra Izkia Siches, que en un inicio se declaró buena onda o cercana a la causa, hoy día nos endose que somos ladrones de madera. Y no dice nada en relación a las forestales. Ni dice nada en relación a la usurpación y el genocidio, y habla permanentemente de que van, con el subsecretario (Manuel) Monsalve, a perseguir el robo de madera, endosándonos a nosotros la responsabilidad”.
  • Sin embargo, la ministra del Interior, Izkias Siches, señaló erroneamente que los hechos ya estaban incluidos en la ampliación de la querella que el gobierno presentó contra Llaitul el pasado 28 de julio. El robo de madera no aparece mencionado en la acción legal del gobierno.
  • En octubre de 2021, la Cámara de Diputados aprobó por 142 votos: 89 a favor, 45 en contra y 8 abstenciones el proyecto que modifica el Código Penal y el Código de Procedimiento Penal para tipificar el delito de sustracción de madera y habilitar el uso de técnicas especiales de investigación.
  • Entre los votos en contra estuvo el del Frente Amplio, entre ellos el del entonces diputado Gabriel Boric, y el PC, pues estimaron que acciones intrusivas como las interceptaciones telefónicas, podrían agudizar el conflicto en la Macrozona Sur.

Las primeras pistas. El 16 de octubre de 2008, el fiscal Mario Elgueta sufrió una emboscada cuando viajaba con una comitiva policial en Puerto Choque. Uno de los delitos que, precisamente indagaba en ese entonces, era el robo de madera.

  • El juicio contra la cúpula de la CAM se dividió en tres grupos de delitos: incendios terroristas, que si bien se acreditaron no así la participación de los imputados; el ataque al fiscal Elgueta y a los funcionarios policiales -por las que sí hubo condenas- y asociación ilícita para sustracción de madera, de la que fueron absueltos en el tribunal oral pues si bien se acreditaron los hechos, no se individualizó a los autores.
  • “Las primeras pistas de robo de madera son las que recogió el fiscal Mario Elgueta. Avanzó a tal grado en la investigación de los sujetos que estaban involucrados en la sustracción de madera y también en la realización de atentados, que fue víctima de un atentado para poder sacarlo de la investigación”, dice a Ex-Ante Andrés Cruz, quien fue el fiscal que investigó la emboscada.
  • “Había videos que lograban especificar acopios de madera, un aserradero móvil que se incautó en el procedimiento y una motosierra Husqvarna que se usaba para la sustracción de madera. Fueron incautadas desde distintos domicilios.

Inhumación ilegal de un miembro de la CAM: el otro delito reivindicado en el acto que lideró Llaitul
Lee También >

Inhumación ilegal de un miembro de la CAM: el otro delito reivindicado en el acto que lideró Llaitul

  • “Mario Elgueta estaba investigando las acciones terroristas en la zona de Arauco. Y, a medida que se avanzaba la investigación, uno podía constatar hechos punibles que estaban vinculados, directamente, con amedrentamientos, como uno que ocurrió en Ranquilhue, en 2005, en la que unos sujetos armados ingresaron a un campamento de la forestal Mininco, sacaron a familias completas de rodillas, y quemaron las casas y los autos”.
  • Cruz, quien en 2021 fue convencional por el Colectivo Socialista, agrega que, en el transcurso de la investigación, “luego se empezó a establecer que existía una vinculación entre quienes iniciaron lo que se denominó “Proceso de recuperación productiva de las tierras”, en las que personas se dedicaban a sustraer maderas y recibían la cobertura armada del grupo que se denominaba CAM. Hay manifestaciones y textos de Llaitul que fueron incautados en su domicilio en que lo declaraba”.
  • “Hablaban de la madera como parte del proceso de recuperación. Yo constaté de que había una relación directa entre las conductas delictuales de estos individuos y la sustracción de madera. Y le tenían hasta un nombre: “Proceso de recuperación productiva de las tierras”.
  • Según Cruz, para ese tiempo, “que se haya condenado a la cúpula, ya fue un éxito. Por eso no insistimos en el robo de madera”.

La versión de Elgueta: En junio pasado, el fiscal Mario Elgueta habló de la emboscada 14 años después de ocurrida, en una entrevista en Mega. Y contó los pormenores de la investigación que tuvo que dejar por el atentado.  Destacó que entonces indagaba, particularmente, el robo de madera.

  • “Héctor Llaitul era en ese momento un sujeto que, como varios más, nosotros estábamos investigando. Investigábamos los delitos de incendios ocurridos en la zona. Algunos incendios a domicilios o casas, pero particularmente el robo de madera”.
  • “O sea, por algo era sujeto de investigación. Y las indagatorias estaban muy avanzadas, pero al momento de sufrir este incidente, me pareció de toda responsabilidad de la Fiscalía que las investigaciones continuarán llevándolas otros fiscales, porque yo asumí el rol de víctima. Y por lo tanto, la objetividad que debe primar en estas investigaciones podría estar en riesgo. A partir de eso, me hice a un lado. Entregué todos los antecedentes que tenía a los fiscales que continuaron (…).
  • Cuando le preguntaron qué era lo que había recopilado hasta entonces, dijo que  “había algo muy parecido al escenario que lamentablemente vemos en gran parte hoy. Había un permanente asedio a los habitantes, a los ocupantes de los terrenos a los lados colindantes al lago Lleu Lleu, a los terrenos forestales… había robo permanente. Incluso existen fotografías satelitales que logramos a partir de la investigación que permitieron ver cómo se extraía la madera de los sectores contiguos al lago Lleu Lleu. Se amarraban incluso los palos y se llevaban a la orilla contraria flotando y esas en la fotografía eran a veces kilómetros de madera sustraída”.
  • Sobre por qué estima que fue blanco de Llaitul, Elgueta dijo: “No personalizo el ataque en mí. Pero creo que evidentemente nos estábamos acercando y estábamos siendo molestos para muchas personas. El delito del robo de madera es muy lucrativo. Y habernos acercado tanto y establecido diligencias intrusivas que ellos también conocían, fue algo que generó que dentro de todo me conocieran en el lugar. Ese día no estábamos haciendo diligencias de investigaciones, estábamos yendo a proteger a personas inocentes y ellos lo sabían (…).

El comunicado de la CAM. Dos días después de la divulgación del video de Llaitul, la CAM emitió un comunicado este fin de semana través del sitio inforwerken.com, en el que hizo una distinción entre robo y “recuperación y reapropiación” de madera: “La CAM ha planteado la reapropiación de recursos, y entre esos está la recuperación de madera y leña. Pero afirmamos categóricamente que esto no puede concebirse como robo de madera, ya que es recuperación y reapropiación de recursos que están en nuestro territorio ancestral”.

  • “Son acciones que se realizan en conjunto a otro tipo de actividades productivas como las siembras, construcción de rukas, bodegas, invernaderos o habilitación de espacios ceremoniales. Junto con labores de limpieza y resguardo de lugares de significación cultural, como menoko, trayenco, espacios de alto valor cultural para la causa mapuche”, señaló el comunicado