Mundo

La historia de la reina de los monos, que destronó al macho alfa en Japón

Jardín Zoológico Natural de Takasakiyama
Por T13
El año pasado la macaca japonesa Yakei de 9 años derrocó al macho alfa y ahora preside una tropa de 677 monos en el Zoológico Natural de Takasakiyama.

La reina de los monos de Japón se llama Yakei y preside una tropa de 677 monos en el Jardín Zoológico Natural de Takasakiyama, que se estableció como reserva para monos en 1952. Desde que abrió la reserva, el personal ha estado al tanto de las luchas románticas y políticas de los macacos.

Erradicar el patriarcado es una tarea difícil pero una macaca japonesa de 9 años le mostró a los humanos cómo se hace para derrocar al macho alfa de una manada, y así convertirse en la primera líder hembra de la reserva.

El ascenso de poder de Yakei al estado de alfa sorprendió a los científicos, quienes ahora observan de cerca su reinado para ver cuánto tiempo puede mantenerse en el puesto. Y con la llegada de la temporada de apareamiento la macaca esta al medio de a un “triángulo amoroso”, algunos expertos evalúan que tan vulnerable esta.

Primera Encuesta Nacional de mascotas: El 99,7% dice que las considera como parte de la familia
Lee También >

Primera Encuesta Nacional de mascotas: El 99,7% dice que las considera como parte de la familia

El macaco japonés, también conocido como mono de las nieves, es una especie muy inteligente de origen japones. Es bien reconocido por su color rojo y su pasión por sumergirse en aguas termales.

Si bien en la naturaleza se puede ver a hembras dirigiendo manadas, ejemplo, las abejas, las hienas y los elefantes, pero una toma de control hostil por parte de una hembra "es muy rara en la sociedad macaca japonesa, y solo se han informado unos pocos casos en la historia de la primatología", afirmó Yu Kaigaishi, un investigador de la Sociedad Japonesa al New York Times.

Cómo llegó a ser alfa

La sociedad macaca japonesa se basa en una estricta jerarquía. Cuanto más alto sea el rango de un mono individual, mayor será su acceso a alimentos, compañeras sexuales y lugares de descanso.

Por su parte las hembras heredan el rango justo por debajo de sus madres y rara vez abandonan la tropa en la que nacieron. Los machos en cambio dejan su manada natal al llegar a la pubertad y se unen a una nueva, donde su rango generalmente se determina por la cantidad de tiempo que han pasado en ella.

Sin embargo, el rango de los machos se puede ganar a través de actos de violencia, típicamente de "hombre a hombre”.

La macaca, Yakei confundió a los primatólogos, quienes esperaban una disputa entre machos. Pero en abril pasado, golpeó a su propia madre para reclamar el primer puesto entre las hembras de su manada.

Pero la lucha de la hembra no acabo hay, según los trabajadores de la reserva, Yakei agredió a tres "hombres" de alto rango y luego persiguió a Nanchu, quien había liderado durante cinco años.

El alfa Nanchu ya tenía 31 años, ya es viejo para un macaco japonés y por esta razón no fue rival para la joven y decidida Yakei.

“Ella atacó físicamente y derrotó a Nanchu, por lo que adquirió el rango más alto”, dijo el Sr. Kaigaishi, que estudia el comportamiento de los macacos japoneses.

Cómo saber si era la nueva alfa

Después del altercado de Yakei con Nanchu, los trabajadores de la reserva realizaron lo que se conoce como la "prueba del maní": la que consiste en proporcionar maní a los monos y ver quién come primero.

Los machos y las hembras se hicieron a un lado para dejar que Yakei comiera primero, una confirmación de su estado alfa.

Aunque Yakei parece estar apoyándose en su papel, es probable que enfrente desafíos. El reinado de un alfa puede durar desde unos pocos meses hasta más de una década. Pero los observadores de la tropa dicen que la temporada de apareamiento podría cambiar las cosas para Yakei.

Temporada de “amor”

La época de apareamiento en la reserva, que normalmente va de noviembre a marzo, está en pleno apogeo. Durante la temporada de reproducción, los macacos machos y hembras, que son polígamos, forman lazos de pareja.

Las parejas se aparean, alimentan, descansan y viajan con sus parejas durante un promedio de 16 días. Después de este período, el vínculo se disuelve y las hembras buscan nuevas parejas. Las hembras suelen aparearse con un promedio de cuatro machos cada temporada de reproducción.

“La temporada de apareamiento generalmente calienta las cosas en la sociedad macaca japonesa. El ambiente se vuelve más competitivo y tenso”, dijo Katherine Cronin del Lincoln Park Zoo en Chicago.

Si bien la nueva alfa ya se había apareado con otros machos, actualmente hay un macaco de 18 años llamado Luffy, que la está “cortejando” pero sin mucho éxito.

Según los funcionarios de la reserva, Yakei puede que forme pareja con Luffy, sin embargo, su disgusto por este parece haberse convertido recientemente en algo más parecido al miedo.

Si la reinado de Yakei continua, los científicos tendrán la oportunidad de estudiar cómo les va a los macacos japonenses en una sociedad dirigida por una hembra.