Mundo

Los empleados rusos que se nieguen a vacunarse podrán ser despedidos sin sueldo

AFP
Por AFP
Según el ministro la suspensión duraría mientras el decreto de vacunación obligatoria sea válido.

Los empleados que se nieguen a vacunarse contra el Covid-19 en las regiones en las que es obligatorio podrán ser despedidos sin sueldo, anunció el ministro de Trabajo ruso.

"Si las autoridades sanitarias de una región hacen obligatoria la vacunación para ciertas categorías de trabajadores, un empleado no vacunado puede ser suspendido", dijo Anton Kotiakov a los medios rusos el sábado, en comentarios reproducidos el domingo por el canal gubernamental de Telegram de seguimiento de la pandemia. 

Según el ministro la suspensión duraría mientras el decreto de vacunación obligatoria sea válido. 

Frente al aumento de casos, la ciudad de Moscú y su región fueron las primeras en Rusia en hacer obligatoria la vacunación, para los empleados del sector servicios. 

Desde entonces, otras siete entidades locales, incluidas San Petersburgo y su región, adoptaron medidas similares, según los medios rusos. 

Después de dos días consecutivos de récord de infecciones, Moscú registró un ligero descenso el domingo, con 8.305 casos en 24 horas, un cifra que sigue siendo muy superior a la de hace dos semanas, cuando se registraron unos 3.000 casos diarios.  

Según las autoridades, este brote se debe a la variante Delta, aparecida en India, y que afecta a casi el 90% de los nuevos pacientes, según el alcalde Serguéi Sobianin. 

El número de nuevos casos en San Petersburgo superó los 1.000 en 24 horas por primera vez desde finales de febrero. 

A nivel nacional, el país registró 17.611 nuevos casos. 

El brote se vio favorecido por una campaña de vacunación lenta por la desconfianza de los rusos, la ausencia de restricciones desde hace meses y el incumplimiento de las normas de distanciamiento y de uso de mascarilla.