Nacional

Chofer testigo de asalto a profesoras en Ercilla: "Yo vi el robo"

Archivo Agencia Uno
A más de un mes del homicidio de Camilo Catrillanca, el hombre que afirma haber visto el atraco a los autos de las profesoras declara que no fue un montaje.

El chofer del furgón escolar de la Escuela Santa Rosa de Ercilla, identificado con las iniciales F.R.S.S, señaló haber sido testigo del polémico robo de autos a las tres profesoras de esta institución. 

El hombre afirma en conversación con La Tercera que el asalto se efectuó momentos antes del homicidio de Camilo Catrillanca a manos de Carabineros. Sin embargo, durante la entrevista no se hace mención de la presencia del comunero mapuche durante el atraco en Ercilla. 

F.R.S.S consigna al medio que su vehículo tuvo fallas mecánicas el día 14 de noviembre por lo que no pudo pasar a buscar a todos los alumnos y las clases se debieron suspender para buscar un mecánico. Por esta razón, las profesoras se retiraron del colegio, momento en el cual ocurrió el asalto. 

“La directora me dijo que saliera a encontrar un maestro al camino, así que aproveché que se iban para ir detrás de ellas”, señala el testigo. 

Lee también... Autorizan traslado de imputado en Caso Catrillanca a San Pedro de la Paz

El chofer de la escuela explica que luego de subirse a su vehículo se da cuenta que algo estaba pasando con las profesoras que iban acompañadas de niños en sus respectivos autos. 

“Estaban ahí agresivamente echándolas abajo, a ellas y a los niños. Los autos los tenían atajados adelante con unas ramas y alambres de púa. Cuando llegué al lugar traté de ayudarlas, me bajé, pero obviamente vi la agresividad de las personas que andaban con unas hachas en la mano y con estas escopetas como recortadas. Hice el intento de ir allá, me gritaron ‘saca esa huevá de ahí (por su auto), conchetumadre’, y cuando me lo dicen por segunda vez, me di la vuelta y lo saqué hacia un lado, y ellos arrancaron”, consigna F.R.S.S. 

El conductor del furgón escolar señala que vio a dos hombres, pero que conversando con las docentes de la escuela estas le aseguraron de que fueron cuatro. 

Al preguntarle si cree que fue un montaje, el hombre lo niega tajantemente "Yo vi a las profesoras afectadas y a los niños llorando. Yo vi el robo, nadie me va a decir lo contrario”, afirma.