Nacional

Pretensión salarial de las mujeres es hasta un 18% inferior a los hombres

Getty Images
Por T13
Index, el área de estudios de la plataforma Laborum, determinó además que hay grandes diferencias en las postulaciones a trabajo a medida que aumenta la edad en el género femenino.

En medio de un 2020 marcado por el desempleo, con debates sobre cambios en el mercado laboral como teletrabajo, flexibilidad, retornos a la oficina y alzas en el salario mínimo, un aspecto importante a considerar es cómo los colaboradores están postulando a diferentes puestos de trabajo. 

Según información entregada por el área de estudios de Laborum.com, Index, que analiza las pretensiones salariales del postulante comparado con los sueldos de empleos con contrato, de tiempo completo y registrados por la Superintendencia de Pensiones, quienes están en búsqueda de empleo han bajado sus pretensiones salariales de forma mínima, menor a 2% en relación al periodo previo a la pandemia.

Sin embargo, dónde se marca una mayor diferencia es en las solicitudes de sueldo que realizan hombres y mujeres.

En enero, de acuerdo a este mismo análisis, la diferencia por género era de un 12%. Sin embargo, durante agosto, la brecha en pretensiones de renta por género llegó a un 18% en personas de mayor edad. 

El menor rango de diferencia se encuentra entre aquellas personas menores de 30 años y es sólo de un 4%. Mientras un hombre pide $712.000 en promedio, las mujeres piden $685.000. Ahora, en el tramo entre 30 y 40 años, la desigualdad va aumentando, llegando a una diferencia de un 11% en las pretensiones de hombres y mujeres. Cada uno pide, $999.000 y $896.000, respectivamente. Luego de alcanzados los 45 años, el género femenino solicita en promedio $1.142.000, mientras que el masculino $1.352.000, alcanzando una disparidad salarial máxima de un 18%.

"Sabemos que el desempleo está afectando fuertemente a todos los sectores, sin embargo históricamente las mujeres nos hemos visto más perjudicadas. Son muchos los factores que influyen en nuestro desarrollo profesional y que se deben ir eliminando, sin embargo queremos recomendar a que las mujeres nos informemos sobre los salarios del mercado para los puestos a los que estamos postulando. Así estaremos acorde con nuestros pares. Y entender, que no existe una diferencia entre conocimientos y desempeño por género. Las mujeres debemos creer en nuestras capacidades y exigir nuestros derechos", comenta María Jesús García-Huidobro, gerente de marketing de Laborum.com

Getty Images

Además, agrega: "Por otro lado, le pedimos a las empresas que fijen sus bandas salariales en relación a la experiencia y habilidades asociadas a cada cargo, eliminando sesgos de género u otros factores culturales que puedan ser discriminatorios y afecten negativamente al clima laboral y la motivación de los equipos. Además de eso es indispensable potenciar la presencia de mujeres en cargos gerenciales o directivos, reduciendo el fenómeno conocido como 'techo de cristal'".

De acuerdo a información del mismo análisis, dentro de la plataforma de Laborum.com, las postulaciones se dividen en un 51% por mujeres y un 49% por hombres. Sin embargo, al igual que el punto anterior a más edad, más diferencia.

Bajo los 30 años, las postulaciones de las mujeres alcanzan un 55%, mientras que la de los hombres un 45%. Pasado los 30, este número se invierte, hasta llegar más allá de los 45 años, en los que hay un número de búsqueda de trabajo de un 39% y un 61%, respectivamente.

Cómo revertirlo

Diferentes entidades han planteado medidas de reactivación con enfoque de género, como aumento en bono por contratación femenina y subsidios para financiar el cuidado de los niños.

Otro punto es la capacitación laboral. Según datos de eClass, plataforma latinoamericana líder en cursos online, el género femenino ha aumentado la toma de clases de forma remota para mejorar sus conocimientos. Pre pandemia alcanzaba a un 41%, mientras que postpandemia, el número sube a 44%. Ahora, si nos fijamos más en rango etario, las millenials aumentaron sus capacitaciones de un 53% a un 59%, respectivamente.

"La crisis que estamos viviendo, más los grandes cambios tecnológicos, han evidenciado la importancia de estar capacitándose constantemente. A través de nuestros datos hemos podido ver la necesidad que tienen las mujeres de adquirir nuevos conocimientos para enfrentarse al escenario laboral actual, que ha mostrado cómo el empleo femenino se ha ido deteriorando", explica Luz María González, gerenta general de eClass.

Y agrega: "Esto les da la oportunidad de ser más competitivas al estar actualizando constantemente sus conocimientos y además estar trabajando desde el hogar les ha permitido optar a capacitaciones online, que por tiempo seguramente antes no podían tomar. eClass, entrega esta oportunidad, pues además son cursos flexibles en cuanto a la toma de horarios. Por otro lado, creemos que es fundamental que las empresas puedan potenciar a las mujeres,  entregando diferentes herramientas que las ayuden a crecer como profesionales e invertir en especializaciones para ellas. Hoy, es tarea de todos derribar las brechas de género".