Negocios

Enel solicita autorización para adelantar retiro de Bocamina, su última central a carbón

Enel solicita autorización para adelantar retiro de Bocamina, su última central a carbón
T13
Se transformará en la primera compañía chilena en dejar de generar con carbón, en medio de los esfuerzos para enfrentar los efectos del cambio climático.

El directorio de Enel Generación Chile anunció este miércoles su decisión de adelantar el cierre de las dos unidades del complejo termoeléctrico Central Bocamina, ubicado en Coronel.

Para concretar esta medida la compañía solicitará formalmente al secretario ejecutivo de la Comisión Nacional de Energía (CNE) que se autorice el retiro final, desconexión y cese de operación de Bocamina I (128 MW) a más tardar el 31 de diciembre de 2020 y de Bocamina II (350 MW) a más tardar el 31 de mayo de 2022. 

Esta definición implica adelantar sustancialmente las fechas de cierre comprometidas por la compañía en el Plan de Descarbonización Nacional suscrito con el Ministerio de Energía el 4 de junio de 2019, que preveía el cierre de la unidad I hacia fines de 2023 y, a más tardar, en 2040 para Bocamina II.

Con esta medida, señalaron desde de Enel que se acelera su compromiso para enfrentar los efectos del cambio climático, al tiempo que avanza en su plan de añadir 2GW de energías renovables hacia 2022.

"Hemos llevado adelante un proceso para acelerar una transición energética justa hacia una matriz más eficiente, económica y limpia, capaz de sostener el desarrollo del país y, a la vez, reducir su impacto sobre su entorno y el clima. Este es un hito clave que marca la salida de Enel Chile de la generación a carbón en Chile", explicó Paolo Pallotti, gerente general de Enel Chile.

Y agregó: "Un cambio de contexto y la evolución tecnológica de las renovables que hace más eficientes los proyectos, nos permite anticipar el compromiso adquirido con el país cuando suscribimos el Plan Nacional de Descarbonización".

De aprobarse la solicitud de desconexión, Enel Chile registrará una pérdida por deterioro relacionada a la central Bocamina 2 que afectará el resultado neto de 2020 de Enel Chile, por un monto aproximado de $ 470.000 millones (aproximadamente USD 586 millones de dólares).

Respecto de este anuncio, el gerente general de Enel Generación Chile, Michele Siciliano, destacó los numerosos impactos positivos que gatilla: "Con esta decisión somos la primera compañía chilena en dejar de generar con carbón, lo que tiene beneficios desde los puntos de vista ambiental, económico y social. Así damos respuesta a concreta al plan de acción de Chile y de Enel respecto a las metas del objetivo de desarrollo sostenible conexo con las Acciones para el Clima".