Política

Tercer retiro del 10%: UDI presiona por ir "hoy o mañana" al TC y gobierno aún no define fecha

Agencia Uno
Por Karina Zúñiga | Paula Valenzuela
Parlamentarios oficialistas que están en contra de iniciativas como el retiro anticipado de fondos previsionales presionan a La Moneda para acudir cuanto antes al Tribunal Constitucional. Sin embargo, en el gobierno admiten que aún no está claro el momento, mientras en el Congreso ronda la idea de que el Ejecutivo acudirá una vez que el proyecto haya sido discutidos en Sala, es decir, por lo menos en tres semanas más. Un esquema que también se aplica para la discusión del denominado impuesto a los súper ricos.

En qué momento enviar el requerimiento ante el Tribunal Constitucional (TC) en lo que se refiere a los retiros anticipados del 10% de los fondos de AFP siempre ha sido un tema que ha enredado al gobierno y a los partidos de Chile Vamos.

En el primer 10%, por ejemplo, hasta último momento, un grupo de senadores oficialistas, entre ellos el entonces senador Andrés Allamand (RN) y la senadora Jacqueline van Rysselberghe (UDI), insistieron en preparar un texto para rebatir la iniciativa ya aprobada en su totalidad por el Congreso. No obstante, en esa oportunidad finalmente los senadores no tuvieron suficiente respaldo y el gobierno consideró que sería un error impedir que la ciudadanía recibiera esos dineros.

Para el segundo retiro, en tanto, finalmente La Moneda acudió al TC, pero, en paralelo, presentó su propio proyecto para hacerlo “constitucional” y ponerle “márgenes” a la iniciativa.

Sin embargo, los críticos en Chile Vamos dijeron en ese momento que el gobierno tardó demasiado en acudir al TC, pues lo hizo en segundo trámite constitucional, cuando el Senado ya había aprobado la iniciativa en la comisión de Constitución tanto en general como en particular, y se alistaba para discutirla en sala.

Ahora, cuando un tercer retiro del 10% ya fue aprobado en general en la comisión de Constitución de la Cámara Baja, parlamentarios de Chile Vamos en contra de la popular iniciativa han pedido al gobierno acudir “de inmediato” al Tribunal Constitucional.

“El gobierno ya tiene una votación a través de la cual puede recurrir al TC. Es lo que el gobierno debe hacer”, dijo este fin de semana el jefe de bancada de Evópoli, Luciano Cruz-Coke, a El Mercurio.

La jugada de recurrir al TC, en ese sentido, sería doble, pues el gobierno también apuesta a presentar un requerimiento por el proyecto de ley que establece un impuesto a los altos patrimonios, iniciativa que también fue aprobada la semana pasada en general en la comisión de Constitución de la Cámara.

Desde el gobierno afirman que el fallo previo del TC en torno a la inconstitucionalidad del segundo retiro anticipado de fondos, los obliga nuevamente a defender la atribución exclusiva del Presidente de la República a presentar iniciativas que irroguen gasto fiscal o aborden materias como seguridad social. “No está claro el momento de hacerlo”, admiten en La Moneda, mientras algunos parlamentarios oficialistas comentan que el gobierno ha estado esquivo en torno al tema.

Hasta el fin de semana, de hecho, se hablaba que el Ejecutivo recurriría esta semana. En noviembre pasado, por ejemplo, lo hizo de manera discreta, y fue informado por un comunicado de prensa. 

Respecto del impuesto a los altos patrimonios, en el gobierno comentan que tienen al menos dos razones para acudir al tribunal: parlamentarios no pueden fijar impuestos por reforma constitucional, y, segundo, no se pueden destinar fondos de esos impuestos para materias específicas. En este caso, el proyecto de ley fue presentado por la oposición para paliar la crisis desatada por el coronavirus.

 En el caso de este impuesto que se está tramitando en la Cámara Baja, en el gobierno no descartan que se “rechace antes” por falta de quorum.

“Cobrar la palabra”

“El ministro Ossa (Juan José, Segpres) nos dijo tanto públicamente como en privado que apenas se hiciera una votación en general en la comisión él ingresaba el requerimiento al TC porque ya lo tenían trabajado y prácticamente redactado, entonces yo estoy esperando que eso ocurra hoy o mañana, de lo contrario, cobrarle la palabra al ministro Ossa y decirle qué pasó”, dice a T13.CL el diputado UDI Jorge Alessandri al ser consultado sobre el momento en que debe acudir el gobierno al TC por el proyecto de tercer retiro.

Al inicio de la semana, en todo caso, comenzó a ser socializada entre los parlamentarios la idea de que el gobierno deseche la idea de recurrir esta semana al tribunal, en orden a esperar que la sala de la Cámara efectivamente apruebe la iniciativa. Sobre todo considerando que hay dos iniciativas sobre la mesa.

“El gobierno ha dicho que tiene el deber de hacer respetar la Constitución y por lo mismo no tiene otra alternativa que recurrir al Tribunal Constitucional para los proyectos de ley de tercer retiro de las AFP y de los impuestos a los súper ricos. Se ha entendido históricamente que el gobierno puede acudir cuando ya algunas de las Cámaras haya aprobado algún proyecto inconstitucional y, por lo mismo, nosotros creemos que el gobierno hará uso de su derecho si es que algunos de estos proyectos finalmente es aprobado primero en la Cámara de Diputados”, agrega a este medio el diputado UDI Guillermo Ramírez.

En paralelo, hay otros parlamentarios que han apoyado el retiro de fondos desde el inicio y que acuñan que acudir al TC es una pérdida de tiempo; mientras en las bancadas oficialistas sigue el debate sobre cuánto respaldo habrá a la iniciativa. La semana pasada, el jefe de los diputados de la UDI, Juan Antonio Coloma, votó a favor en general en la comisión de Constitución, lo que abrió un debate al respecto. En la bancada gremialista defienden que el parlamentario ya votó a favor en el segundo retiro y que lo eligieron como su jefe sabiendo su postura.

La jornada de este martes, el vocero de gobierno, Jaime Bellolio, dijo en radio Infinita estar “convenciendo” a sus parlamentarios de que las medidas impulsadas por el gobierno -como el bono a la clase media- son “súper potentes” y que, por tanto, el tercer retiro no es una “solución adecuada”.