Política

Briones rechaza "exención tributaria" por segundo retiro del 10% y busca reponer reintegro

Por Pablo Cádiz
"Si alguien no ha perdido ni su pega ni su ingreso, cual es la justificación de que exista una exención tributaria", manifestó el ministro de Hacienda durante el análisis del proyecto en la Comisión de Trabajo de la Cámara. Diputados piden al gobierno dejar fuera del pago de tributos a los primeros tres tramos de impuesto.

"Si alguien no ha perdido ni su pega ni su ingreso, cual es la justificación de que exista una exención tributaria", manifestó el ministro de Hacienda, Ignacio Briones, tras exponer en la Comisión de Trabajo de la Cámara de Diputados sobre el proyecto que busca permitir un segundo retiro del 10% de los fondos de pensiones.

El Ejecutivo presentó esta reforma como respuesta a la iniciativa presentada por diputados y que buscaba permitir un retiro de fondos a través de una reforma constitucional, lo que fue objetado por La Moneda a través de un recurso ante el TC. En medio de este escenario el Senado rechazó -por falta de quórum- el texto de los parlamentarios y aprobó el presentado por el gobierno. 

Briones remarcó que el proyecto del Ejecutivo mantiene los montos del retiro propuesto por los diputados, pero lo hace a través de un "camino institucional". "El camino institucional exige el respeto de las facultades exclusivas del Presidente de la República", manifestó.

Y aludió al contexto político que vive Chile tras el plebiscito, y donde "la ciudadania habló firme y claro por una nueva Constitución, con representantes electos a esos efectos".

"Ir generando una constitución paralela puede afectar ese mandato", añadió. 

El ministro de Hacienda defendió la decisión de que el proyecto de La Moneda no incorpore precisiones en materia tributaria, dejando el monto del segundo retiro sujeto a las normas regulares de tributación, donde solo quienes ganan aproximadamente menos de $680 mil pesos mensuales están exentos.

Briones defendió la medida, recordando que el cálculo de tramos se efectúa sumando la totalidad de ingresos de las personas durante un año tributario. "Si alguien que gana un millón, y se queda sin pega, no va a pagar impuesto", ejemplificó.

Por otro lado, el titular de Hacienda advirtió que un segundo retiro provocaría un impacto en las pensiones solidarias al 2050, por lo que ingresó indicaciones buscando reponer el reintegro de montos. 

"Eso, lamentablemente fue votado en contra, así es la democracia. nuestra intención es ser consistentes, y ustedes tendrán a bien de aprobarlo o rechazarlo", afirmó.

Durante el debate el diputado Independiente de la bancada PPD, Raúl Soto, se mostró disponible a un eventual "reintegro voluntario" en la medida que permita destrabar otros puntos.

En tanto, la parlamentaria de RD Natalia Castillo planteó que el retiro "no debiera ser tributable, pero sí estoy abierta a que sea en los tramos más altos". De hecho propuso que la medida opere desde los 4,5 millones en adelante.

Por su parte, UDI Ramón Barros se abrió a eximir hasta el segundo tramo del impuesto global complementario (ingresos de hasta 1,5 millones mensuales aprox). Lo mismo plantearon los RN Frank Sauerbaum y Jorge Durán.

En respuesta a estas posturas el ministro Briones planteó que "alguien que gana más de 4,5 millones está en el 1,5% de mayores ingresos, no sé si eso lo pudiera llamar clase media". 

Y remarcñi que alguien que percibe ingresos por 2,5 millones "está en el 4% de mayores ingresos. Discutamos en esos términos".