Kamala Harris, la senadora de California elegida por Joe Biden para ser su compañera de fórmula para la liderar la presidencia de Estados Unidos, se convirtió en la primera mujer afroamericana en ser vicepresidenta de ese país luego de que el candidato demócrata obtuviera este sábado el triunfo en el estado Pensilvania, con lo que superó los 270 electorales que se requieren para ser mandatario.

LEE TAMBIÉN: Biden se impone a Trump en estado clave y medios estadonidenses lo dan como nuevo Presidente de EEUU

Tras conocerse que Biden obtuvo primero los 270 votos del Colegio Electoral, automáticamente los ojos se dirigeron a la ex fiscal.

Publicidad

La senadora demócrata de 55 años, ha sido la mujer que ha llegado más cerca de la presidencia, marcando un hito en la política americana casi 100 años después de que las mujeres estadounidenses consiguieran el derecho al voto.

Desde el comienzo de su carrera, esta hija de inmigrantes de Jamaica y de India ha sido pionera.

Después de dos períodos como fiscal en San Francisco (2004-2011), fue elegida dos veces fiscal de California (2011-2017), convirtiéndose en la primera mujer, pero también en la primera persona negra, en dirigir los servicios judiciales del estado más poblado del país.

Luego, en enero de 2017, se juramentó en el Senado en Washington, convirtiéndose en la primera mujer con raíces en el sur de Asia en llegar a la Cámara Alta, y en la segunda senadora negra en la historia de Estados Unidos.

Dado que se espera que Biden, de 77 años, sólo cumpla un mandato, Harris estaría en una posición privilegiada para ganar la nominación a la presidencia cuatro años después.

Publicidad