T13
Emprendedores

Cuatro tips para fortalecer la salud mental de los emprendedores en pandemia

emprendedores
Getty Images
Por Alejandro Valenzuela
Chile es el segundo país que más ha empeorado sus índices de salud mental desde el inicio de la pandemia, según información de Ipsos.

Un estudio elaborado por Endeavor México establece que los emprendedores tienen un 50% más de probabilidades de sufrir ansiedad, insomnio, fatiga y depresión, que otros trabajadores.

Y que las mismas aptitudes que hacen que los emprendedores puedan iniciar y hacer crecer negocios de manera excepcional, los hacen más vulnerables a una variedad de problemas ligados a la salud mental.

Endeavor: Cuatro tips para fortalecer la salud mental en pandemia

Es por esto que Paloma Cruz, Directora de Acceso a Talento de Endeavor Chile, entregó cuatro tips para fortalecer la salud mental.

1 - Redes de apoyo

Las redes de apoyo son cruciales en el proceso de construcción de resiliencia, ya que ayudan a los emprendedores a enfrentar la adversidad. El valor de mantener una comunicación abierta también les brinda apoyo emocional y los ayuda a definir mejores planes a futuro, tomar decisiones más claras y racionales, encontrar estrategias concretas para afrontar los momentos difíciles y mitigar la ansiedad y los sentimientos de soledad.

Construir y apoyarse en un equipo fuerte sólo es posible si los emprendedores fomentan activamente la cultura de la empresa y priorizan el bienestar de los empleados. Los emprendedores deben crear organizaciones con propósito donde sus colaboradores sean parte de esto.

Además, las recomendaciones de otros emprendedores son muy valiosas para aprender de su experiencia.

2- Compartir responsabilidades y delegar

Aprender a delegar y evitar la microgestión es vital para el bienestar de los emprendedores. Si los colaboradores se sienten cómodos tomando decisiones, las organizaciones se vuelven más poderosas. Esto crea autoconfianza y permite que las personas superen los desafíos y crezca su compromiso con la empresa.

Cuando las personas comienzan un emprendimiento, es normal que estén a cargo de todo, por un tema de recursos y carga, pero a medida que avanza el negocio y vaya creciendo, es clave incorporar nuevos liderazgos y talentos, y soltar ciertos focos que los harán perder oportunidades en otros ámbitos.

3- Establecer Objetivos

Establecer objetivos claros y resultados es clave, así como mecanismos de responsabilidad para los empleados. Metas claras, tangibles y mensurables también contribuye a crear un sentido de propósito. Se sugieren reexaminar las metas varias veces al año, dado que éstas deben adaptarse constantemente a las circunstancias que se viven.

A su vez, los emprendedores también se enfrentan con el miedo al fracaso y a una ansiedad por alcanzar los objetivos planteados. Frente a esto debemos entender que el recorrido del emprendedor consta de altos y bajos, lo que no puede limitarnos.  Y si bien hoy estamos frente a situaciones de mayor estrés producto de la pandemia, es bueno generar los espacios para estudiar nuestros modelos de negocio, y utilizar las herramientas que hoy entrega la digitalización para retomar el impulso.

Es relevante no autoexigirse metas imposibles, cuando las metas son inalcanzables, la consecuencia es un sentimiento de frustración en todo el equipo. 

4- Flexibilizar horarios basados en el resultado

Ofrecer flexibilidad en el horario, apuntando a conseguir ciertos resultados y no a cumplir una cantidad de horas, puede aportar en la salud mental de su equipo al permitir que el trabajo se adecúe mejor a su estilo de vida. También es una manera de incentivar la productividad de los colaboradores, promoviendo el uso eficiente su tiempo. 

Además, la Directora de Acceso a Talento, concluyó que las investigaciones han demostrado los beneficios de la salud mental: "Mejorando las habilidades interpesonales, la autoconciencia emocional, la capacidad de autorrealización y mejora la productividad".