Nacional

Alcalde de Colchane alerta que El tren de Aragua se instaló en la frontera boliviana

ex-ante
Ex-Ante-Alcalde Colchane
Por Ex-Ante
El edil Javier García Choque relata el nuevo panorama de la inmigración irregular por el pueblo de 300 habitantes en Tarapacá. Detalla que el flujo bajó temporalmente por las bajas temperaturas, pero que está mostrando más sofisticación para evitar los controles. Detrás de lo último estaría, dice, la banda criminal El Tren de Aragua, nacida en Venezuela, y que se instaló en Pisiga Bolívar, a 2 kilómetros de Colchane. Su negocio consistiría en secuestrar a las mujeres de las familias venezolanas que buscan cruzar la frontera, para obligar a sus maridos a ingresar drogas a Chile.

Los reportes de ingresos irregulares diarios desde Bolivia han bajado de cientos a decenas. ¿Está mejor la situación?

A partir de junio hemos visto una disminución del flujo de personas que pasan por pasos no habilitados en la comuna. Esto se debe principalmente a las bajas temperaturas, y tampoco se descarta, y así lo hemos consultado a otras instituciones, que podrían estar ingresando de otra forma, ya que de todas maneras vemos gente caminando en las rutas, o vehículos que se estacionan en sectores alejados del pueblo para a trasladar personas… pero migrantes caminantes, como lo hacían normalmente, han bajado en número.

¿De qué temperaturas está hablando?

De 5 a 10 grados bajo cero (…). Pero vemos desde hace unos meses que de todas formas ingresan por otros sectores que están más alejados (del complejo fronterizo de Colchane) y que claramente están más organizados estos coyotes que trasladan personas en vehículos, durante la noche.

Lo que plantea requiere de una logística mayor que la usada usualmente por los “coyotes” que dejaban a los migrantes en el límite fronterizo junto al complejo de Colchane. ¿Quién está detrás?

Hemos tenido información de que están operando organizaciones en el pueblo de Pisiga Bolívar, que es el pueblo boliviano más cercano (…), a 2 kilómetros de Colchane. Han ocurrido hechos de violencia, ataques, asaltos y, según la información que tenemos de parte de pobladores, y también de dirigentes de esa localidad, estarían operando grupos organizados desde esa localidad para cruzar a las personas hacia Chile.

Primer fallo en Chile que reconoce a persona mayor de edad el género no binario Agencia Uno
Lee También >

Primer fallo en Chile que reconoce a persona mayor de edad el género no binario

¿Qué otra diferencia tiene este tráfico de migrantes con el que se veía anteriormente?

Según la información que hemos tenido, de unas personas que fueron asaltadas en una residencia, 2 fueron capturadas en esa localidad y 2 arrancaron hacia Chile. Eso sucedió hace una semana, lo cual ha llevado a que la comunidad esté convocando a una reunión de carácter urgente, justamente para ver este tema.

¿Está hablando del Tren de Aragua, la banda internacional nacida en Venezuela?

Claro. Ésa es la información que tenemos y que nos preocupa en verdad, porque han ocurrido hechos de violencia y dirigentes de allí se han contactado conmigo, justamente para ver cómo se puede aportar en esta situación de violencia que está viviendo esa localidad, ya que los pobladores parecieran no tener mucho apoyo del estado boliviano, lo cual claramente nos afecta también a nosotros, que estamos muy cerca.

El Tren de Aragua es un cartel internacional que desarrolla una multiplicidad de actividades ilegales. ¿Cuál sería su negocio en Colchane?

Es muy probable que estén operando no sólo para ingresar migrantes, sino que también para ingresar drogas hacia Chile.

¿Las autoridades policiales están al tanto?

Veo que hay bastante temor a hacer denuncias, ya que este tipo de organizaciones criminales realmente resulta peligroso para las personas que denuncian.

¿Cómo convencerían a los migrantes de ingresar drogas? Un reportaje publicado este mes en el diario boliviano El Deber afirma que esta mafia secuestra a mujeres venezolanas para obligar a sus maridos o parejas a traerlas ocultas a Chile…

Sí, he escuchado de los mismos migrantes testimonios de asaltos y extorsión, sobre todo en Bolivia (…). Son relatos de personas que han sido extorsionadas y algunos cuentan que les piden dinero a sus familias, les quitan la ropa y los dejan prácticamente con lo básico. También dicen que son principalmente venezolanos, que son de su misma nacionalidad. Esos son los relatos que he escuchado de migrantes que han llegado con claro daño sicológico producto de este tipo de actos que ocurre generalmente en Bolivia.

¿Qué espera del gobierno dada esta situación?

Le pediría un trabajo mucho más serio en materia de seguridad. Creo que ha habido muchos discursos, pero poco trabajo en terreno, el cual requiere de manera urgente una coordinación con el gobierno boliviano. De lo contrario, esto puede afectar a nuestras familias de Colchane. Creo que es urgente que el gobierno, a través de la Cancillería, establezca un canal que comunicación que permita de alguna manera coordinar la captura de este tipo de organizaciones, que es muy peligrosa.

Revisa también este video:

Usted menciona al gobierno boliviano, pero fue éste el que dejó de recibir de vuelta a ciudadanos venezolanos que habían pasado por su territorio para llegar a Chile. Es lo que el reglamento de la Ley de Migración promulgado en el gobierno pasado llamó reconducción. ¿O cambiaron de posición?

No, Bolivia no acepta devoluciones de ciudadanos venezolanos ni de otras nacionalidades que no sean la boliviana.

¿Ha alertado a La Moneda de esta situación?

Estamos solicitando una audiencia para yo personalmente viajar a Santiago al Ministerio del Interior, y obviamente con mayores antecedentes, pedir al menos la presencia de la ministra (Izkia Siches) en esta zona, porque, al no ser un tema constante en los medios de comunicación, los chilenos creen que la situación migratoria está controlada.

¿Cuándo hizo la solicitud?

Lo pedimos hace un mes, pero estamos a la espera de una respuesta (…). Lo que está sucediendo en ese pueblo resulta peligroso para nosotros y no vemos atención o una política respecto a aquello para controlar los ingresos.