Mundo

Quién es Pedro Castillo, el profesor rural que mantiene en vilo a Perú

AFP
Por Javier Sáez
El Presidente del país vecino anunció este miércoles la disolución del Congreso, justo antes de que debiera revisarse una moción de vacancia en su contra.

El Presidente de Perú, Pedro Castillo (53 años), anunció este miércoles su decisión de disolver el Congreso, justo antes de que este poder del Estado revisara una moción de vacancia en su contra por incapacidad moral.

Tras la declaración un grupo de ministros decidió renunciar al gabinete y en Perú se habla de un golpe de Estado de Castillo para aferrarse al poder.

Pedro Castillo asumió en julio de 2021 como Presidente en un día que internacionalmente fue calificado como histórico, ya que además de su triunfo político ante la derecha, se hablaba del origen como campesino y profesor rural del nuevo mandatario. 

TC peruano desafía toque de queda de Castillo: AFP
Lee También >

TC peruano desafía toque de queda de Castillo: "Nadie le debe obediencia"

En su discurso se le vio con un vistoso sombrero chotano, aunque cuando comenzaron los primeros cuestionamientos dejó de usarlo.

En la inauguración de su mandato Castillo habló en quechua y enfatizó en que sería la "primera vez que nuestro paíse será gobernado por un campesino, una persona que pertenece, como muchos de los peruanos, a los sectores oprimidos por tantos siglos".

Nacido en Puña (Cajarmarca), Castillo se define como un progresista, aunque fue elegido con el apoyo de Perú Libre, un partido de izquierda que de acuerdo a su ideario abraza la teoría marxista.

En el mismo discurso de asunción al poder tomo distancia de las críticas que enfrentaba y se tomó unos minutos para decir que "no pretendemos ni remotamente estatizar ninguna economía".

Revisa también este video:

"Incapacidad moral permanente"

Al momento del anuncio, Pedro Castillo enfrentaba acusaciones de corrupción y un intento del Congreso por destituirlo a través de una moción de vacancia en que se le acusaba de incurrir en "incapacidad moral permanente".

En diálogo con T13, el analista internacional Samuel Fernández dijo que "se le juntaron todas las posibilidades malas al presidente Castillo".

"La adjudicatura peruana, desde el momento en que acepta a trámite una de estas incapacidades morales, los tribunales lo acogen, la persona cesa inmediatamente de funciones y va a la cárcel como medida precautoria. No necesita que el juicio termine, no necesita que se dicte la sentencia definitiva. Todo indica que estas cuentas políticas que ha sacado el presidente Castillo lo llevaban muy peligrosamente a esta circunstancia y ha tomado esta decisión", añadió.

El abogado constitucionalista peruano Andy Carrión, por su parte, expresó a T13 que “lo que ha sucedido hoy es, en todos sus términos, un golpe de Estado. La Constitución Política de Perú no regula este tipo de disoluciones del Congreso. El artículo 134 de nuestra Constitución recoge que solo el Presidente está facultado para disolver el Congreso si es que se censura por dos veces a dos consejos de ministros… este no es el caso, no ha habido este supuesto".