Mundo

Twitter versus Trump: La otra batalla del presidente de Estados Unidos en las elecciones

AFP
Por T13
Hace meses la red social viene marcando los mensajes del presidente que le parecen dudosos o que incitan al odio. La situación se agravó en pleno conteo de votos.

La relación entre el Presidente de los Estados Unidos, Donald Trump y Twitter lleva un tiempo deteriorada. Cada posteo del mandatario estadounidense queda a la expectativa de los administradores de la red social.

El enfrentamiento entre ambos comenzó cuando en mayo pasado Twitter colocó una etiqueta a dos tuits de Trump para advertir a los seguidores que debían chequear la información, dando a entender que podía ser falsa o sesgada.

[LEE TAMBIÉN] La entrevista en que Bernie Sanders adelantó lo que ocurriría en las Elecciones de Estados Unidos

Trump respondió enseguida, con otros mensajes en Twitter, diciendo que la red social estaba "interfiriendo en la campaña electoral". Tras esto, firmó un decreto que declaraba la guerra abierta a todas las redes sociales.

Pero el decreto no amedrentó a la plataforma. Por el contrario, a principios de junio, Twitter fue un paso más allá y volvió a amonestar un tuit de Donald Trump, acusándolo de "enaltecer la violencia".

En su mensaje, el Mandatario se refería a los hechos de violencia en Minneapolis por la muerte de George Floyd, un afroamericano muerto en manos de la policía en mayo pasado.

La cuenta del actual presidente tiene más de 87 millones de seguidores, y para él es un arma fundamental, sobre todo para lo que fue su campaña electoral, porque desde esa plataforma tuvo una conexión directa con sus votantes, criticó a sus rivales, planteó temas y debates y también retuiteó elogios de sus simpatizantes y teorías conspirativas.

Problemas con Twitter tras resultados parciales en las elecciones

El presidente de Estados Unidos, Donald Trump, no ha estado ajeno a publicar su parecer sobre los resultados, aún en desarrollo, de las elecciones en su cuenta de Twitter.

En la madrugada, acusó a Biden de intentar "robar" la votación, en un tuit que inmediatamente fue etiquetado como "engañoso" por Twitter.

"Estamos a lo grande, pero están tratando de robar las elecciones. Nunca les dejaremos hacerlo. ¡No se pueden emitir votos después de que las urnas están cerradas!", escribió el mandatario en la publicación.

Twitter, por su parte, agregó que "alguna parte o todo el contenido" de la publicación "ha sido objetado y puede ser engañoso respecto a cómo participar en una elección u otro proceso cívico".

El mensaje en cuestión también fue marcado por Facebook, que añadió la etiqueta: "los resultados finales pueden diferir de los conteos de votos iniciales, ya que el escrutinio continuará durante días o semanas".

Pero esto no fue todo, ya que más tarde volvió a Twitter, afirmando que el conteo de votos ha sido un proceso muy extraño.

"Anoche estaba liderando, a veces de forma sólida, en muchos estados claves, casi todos de ellos controlados por los demócratas. Ahora, uno a uno, empezaron a desaparecer mágicamente mientras contaban papeletas sorpresa", escribió.

En ese mismo tweet Trump afirmó que es algo "MUY EXTRAÑO, y los 'expertos' se equivocaron completa e históricamente!".

En cosa de minutos, la red social volvió a etiquetar el mensaje y lo catalogó como “objetado” y “engañoso”. “Alguna parte o todo el contenido compartido en este tuit ha sido objetado y puede ser engañoso respecto de cómo participar en una elección”, detallaron.

La red social modificó sus políticas en octubre pasado para limitar el uso "con el fin de manipular o interferir en elecciones u otros procesos cívicos".