Nacional

Ansiedad y depresión: Las mayores dificultades de salud mental entre niños, niñas y adolescentes

Agencia Uno
Por T13
En el informe elaborado por la Defensoría de la Niñez se señala que la principal falencia de Chile es que no cuenta con una política de salud mental específica para este grupo de la población.

La Defensoría de la Niñez presentó su cuarta Cuenta Pública institucional y el Informe Anual 2022, que cada año presenta la situación de los derechos humanos de niños, niñas y adolescentes en el país.

Uno de los temas desarrollados en el informe fue la salud mental a través de la nota temática "Derecho a la salud mental de niños, niñas y adolescentes", que describe el panorama actual, la incidencia de la emergencia sanitaria por COVID-19 y las respuestas institucionales sobre las temáticas emergentes en el área. 

Al respecto, en el informe se aprecia un gran número de niños, niñas y adolescentes que ingresan al Sistema de Atención Primaria por problemáticas de salud mental, situación que se ha intensificado con la contingencia sanitaria. En cuanto a las respuestas institucionales, se identifica como la principal falencia que Chile no cuenta con una política de salud mental específica para este grupo de la población.

Según la caracterización realizada por la Defensoría de la Niñez en 2021, a través de una encuesta realizada a adolescentes de 14 a 17 años, se observa que dentro de las mayores dificultades de salud mental en niños, niñas y adolescentes en Chile se encuentran la ansiedad (86,3%), la depresión (82,6%), las autolesiones (56,7%) y el intento suicida (52,3%).

Agencia Uno
Lee También >

Senador Prohens (RN) propone votación secreta para fiscal nacional: “Hay que evitar tensiones”

Por otro lado, en la nota temática "El Derecho a la educación: desafíos en la convivencia escolar" se aborda el derecho a la educación con relación a los elementos y propósitos de la promoción del buen trato y convivencia pacífica, describiendo los nudos críticos que ha identificado la Defensoría de la Niñez con relación a los acontecimientos de violencia y conflictos de convivencia ocurridos durante la crisis social y en el contexto del retorno masivo a las clases presenciales en el año 2022.

Según lo reportado por la Superintendencia de Educación, si bien en marzo de 2022 no hubo un aumento en el número total de denuncias en relación al 2019, sí existió un aumento por tipos de denuncias, incrementando las denuncias por "Maltrato físico y psicológico entre alumnos(as)" en un 38% y las "Denuncias relacionadas con ciberacoso", con un aumento de un 148%.