Nacional

Sernac presenta demanda colectiva contra Solventa por cobranzas extrajudiciales abusivas

Agencia Uno
Por T13
Con esta acción legal se busca que la compañía entregue una compensación a los afectados y se la condene al máximo de multas por infringir la Ley del Consumidor.

El Servicio Nacional del Consumidor (Sernac) presentó una demanda colectiva contra Solventa (tarjeta de crédito de Cruz Verde) tras detectar una serie de infracciones al realizar gestiones de cobranza extrajudiciales a personas morosas

Con esta acción legal se busca que todos los consumidores que han sido afectados por estas infracciones sean adecuadamente compensados y, además, que la empresa sea condenada al máximo de las multas que establece la ley.

Tras una fiscalización, el Sernac detectó que la empresa Solventa estaba cometiendo una serie de infracciones. Entre ellas, hostigamiento a los deudores durante el proceso de cobranza extrajudicial a través de contactos reiterados, informar de las deudas a terceras personas y efectuar cobros por gastos de cobranza improcedentes.

Asimismo, con el fin de presionar y amenazar, la empresa informaba a los deudores de las eventuales consecuencias que debería afrontar al estar en los registros de morosos y también sobre eventuales procedimientos judiciales que tendría que asumir, pese a que aún no se habían iniciado.

T13.cl
Lee También >

"Que se vaya solo": El tenso momento del embajador venezolano en Iquique al explicar plan de Maduro

Por otra parte, Sernac detectó que los gastos de cobranza aplicados a los deudores morosos no estaban debidamente calculados, según los parámetros que establece la Ley.

Finalmente, el Sernac reveló que Solventa mantenía en el "Contrato de Afiliación al Sistema Tarjeta de Crédito Cruz Verde y Apertura de Línea de Crédito", una serie de cláusulas abusivas que afectaban los derechos de los consumidores.

El director nacional del organismo, Lucas Del Villar, señaló que "nadie tiene deudas por gusto y la pandemia ha agudizado esa situación. Una empresa que hostiga, amenaza e informa a terceros de la deuda, no sólo infringe la Ley, sino, además, profundiza la angustia, y la situación del deudor y su familia".

La empresa arriesga multas que pueden llegar hasta 1.500 UTM, sin perjuicio de las circunstancias agravantes que resulten aplicables por parte del tribunal.