Tendencias

Verónica Roberts detalla las complicaciones de salud de su hija tras nacer prematura: "Tuve miedo"

Instagram @kicaroberts
Por T13
La ex Miss Chile se convirtió en madre de Carolina Paz el pasado 6 de diciembre, tras cuatro años intentando quedar embarazada.

En julio pasado Verónica Roberts anunció a través de sus redes sociales que junto a su pareja, el psicólogo Fernando Farías, esperaban a su primer bebé.

Tras cuatro años intentado convertirse en madre, finalmente la ex Miss Chile cumplió su sueño y el 6 de diciembre nació su hija Carolina Paz.

Pero las cosas no fueron fáciles. Durante todo este tiempo Roberts tuvo una pérdida, le dieron un certificado de infertilidad y además los tres procesos de inseminaciones intrauterinas a los que se sometió no llegaron a buen puerto.

Sin embargo, ahora todo eso quedó atrás, ya que con el nacimiento de su pequeña, todo quedó en un segundo plano. 

Eso sí, su llegada a este mundo tuvo algunas complicaciones. Tal como contó Roberts en conversación con Las Últimas Noticias, Carolina Paz nació luego de cuatro horas de trabajo de parto con 36 semanas de gestación.

"Fue maravilloso recibirla. Fue parto normal, yo siempre había querido parto normal... fue un sueño hecho realidad para mí", comenzó diciendo la kinesióloga, y agregó: "Al momento del nacimiento, todas las molestias, los problemas pasaron no a un segundo o tercer plano, sino a un enésimo plano... la felicidad era mayor".

En relación a las complicaciones que tuvo la niña tras nacer precisó que "tuvieron que llevarla a la UCI por un distrés respiratorio (insuficiencia respiratoria), porque sus pulmones no estaban suficientemente desarrollados (...) estuvo hospitalizada, conectada a oxígeno".

Lisandra Silva actualizó estado de salud de su hija Leiah: Instagram @lisandrasilva
Lee También >

Lisandra Silva actualizó estado de salud de su hija Leiah: "Mis ojos están marchitos de llorar"

Consultada sobre cómo enfrentó toda esa situación, la exchica reality dijo que "obviamente ahí lloré, tuve miedo, me dio impotencia (...) da lo mismo lo que me pase a mí, lo importante es ella. El miedo es distinto. Verla conectada duele, da pena".

Tras pasar 24 horas en la UCI, la pequeña regresó con su madre a la habitación, logró acoplarse, sin embargo vino otra complicación. "Ella por ser prematura tenía la bilirrubina muy alta y se la tuvieron que llevar de nuevo hospitalizada", reveló Roberts.

Y agregó: "Le tocaron duros sus primeros días".

Pero alta médico llegó y finalmente Roberts y su hija, junto a su pareja, ya están en su departamento disfrutando de esta nueva etapa. "Como estuvo internada, aún mi familia no puede conocerla, porque además nos dieron indicaciones de que durante el primer mes no se expusiera a aglomeraciones con gente. Así que estamos nosotras dos y mi marido. Estamos felices, porque ella está bien", concluyó.