Mundo

"Un gran salto para la humanidad": revisa cómo fue la llegada a la Luna hace 50 años

Por Pablo Cádiz
Fue la noche del 20 de julio de 1969 que Neil Armstrong se convirtió en el primer humano en pisar el suelo selenita. Un hito con que EE.UU logró imponerse en la carrera espacial, y que ha dejado importantes descubrimientos, además de posibilitar la creación de tecnologías de uso cotidiano como el GPS y la comida deshidratada.

“El hombre camina en la Luna”. Esta fue la frase que quedó estampada en miles de portadas del diario The New York Times, con la que se dio cuenta de una hazaña de la que se cumplen 50 años.

Un hito que más de 530 millones de personas en el mundo pudieron presenciar a través de sus pantallas de televisión, en un gran esfuerzo de ingeniería. Chile no fue la excepción, a través de las antenas satelitales de Entel en Longovilo. 

Exactamente, fue a las 22:56 (hora chilena) que Neil Armstrong bajó del módulo lunar -también conocido como Águila- para acuñar una frase que quedó en la memoria de todos: "Este es un pequeño paso para un hombre, pero un gran salto para la humanidad". 

Pero para hacer este movimiento, hubo antes una serie de complejas maniobras que, de haber fracasado, podrían haber costado la vida tanto a Armstrong como a "Buzz" Aldrin, los dos astronautas seleccionados para hacer historia. 

Este es el relato de una jornada que marcó a la humanidad y donde un desperfecto hizo pasar más que un susto a la misión de control en la NASA

El día D, paso a paso

7:10 La tripulación se despierta. La primera actividad es realizar una última revisión del Águila antes del descenso. “Todo está en perfecto orden, listos para la operación”, le dice Armstrong al radioperador Charles Drake. 

13:47 Armstrong y Aldrin separan el módulo lunar de nave Columbia. “El Águila separada. El Águila tiene alas”, dice Armstrong

Con esto, el módulo se aleja cerca de 12 metros de la nave y realiza un pequeño giro. Tras esto, Collins inspecciona desde la nave madre para descartar daños en el Águila. “Pues tienen una hermosa máquina de volar”, les dice. 

14:12 Se encienden los motores secundarios de la nave principal. Collins se aleja 3 km del águila para no molestar en sus movimientos. “Nos vemos más tarde”, fue el mensaje de Armstrong a Collins. 

15:08 El Águila inicia su descenso a la luna. La etapa final se inició a 15 mil metros de altura, con la explosión de un cohete que tenía como objetivo bajar la velocidad de la nave, que estaba a 6 mil km por hora. Cuando restaban cerca de 30 segundos para el alunizaje se detuvo el motor.

REVISA NUESTRO INTERACTIVO INGRESANDO A ESTE ENLACE

 

Sin embargo, es acá cuando se produce un momento de tensión. El ordenador del módulo lunar sufrió una sobrecarga, lo que encendió las alarmas en Cabo Kennedy. Armstrong y Aldrin preguntaron si debían abordar la misión. La NASA tardó un angustioso minuto en responder que ignoraran la alerta. Fue durante esa espera que Armstrong reparó que la nave se había desviado del lugar fijado para el alunizaje, y que se acercaban a un cráter lleno de rocas que podrían haber destruido las patas del Águila, que eran cruciales para el regreso. Solo quedaba combustible para 30 segundos de viaje. 

Para sorpresa de Cabo Kennedy Armstrong tomó los mandos de la nave y logró posarla lentamente en una zona despejada, a 6 km. 

16:17 “La luz de contacto encendida. El motor apagado. El Águila ha aterrizado”, fue la frase que lanzó Armstrong a las 4:17 de la tarde. “Volvemos a respirar”, respondieron desde Houston.

"Un descenso muy suave" afirma Aldrin.  “Fantástico” dice Collins desde el módulo de control, ubicado a unos 96 km de altura.

Sin embargo, para bajar a la superficie selenita había que realizar una serie de estudios. 

22:56 A seis horas del alunizaje, Armstrong deja la nave y pisa el suelo selenita y señala: “Este es un pequeño paso para un hombre, pero un gigantesco salto para la humanidad”.

Revisa también este video:
 

Era primera vez que un traje de estas características entraba en contacto con el suelo selenita. Cualquier error de fábrica o materiales podría haber convertido a Armstrong en polvo estelar. 

Al momento de descender, Armstrong tira un anillo que abre una compuerta y permite que una pequeña cámara de televisión comience a transmitir a la tierra las primeras imágenes desde el satélite. Lo primero que vieron los televidentes fueron las patas del águila y luego los pies de Armstrong buscando apoyo.

23:15 Aldrin desciende del módulo lunar. "Que magnífica desolación" afirmó. ¿No es tremendo? Replicó Armstrong 

23:43 Armstrong coloca la bandera de EE.UU, aunque con alguna dificultad para hincar el mástil. El proceso tomó un minuto y medio y se requirió de un alambre para hacer que la bandera ondeara como lo haría en la Tierra. ¿Por qué la bandera "flameaba"? En esta nota lo explican expertos.  

Revisa también este video:

Luego, realizan una recolección de fragmentos del suelo lunar- La obtención de fragmentos es considerada clave, pues, asegura la NASA podría permitir revelar cómo se formó la luna y hasta proporcionar algún indicio de la vida. En el lugar, recolectaron más de 35 kilos de piedras, que se encuentran en universidades, agencias espaciales y museos. En los 6 viajes a la Luna se trajeron más de 380 kilos. 

Armstrong pasada la medianoche instaló un equipo de rayo láser para medir la distancia entre la Tierra y la Luna. Para ver el detalle de las tareas en el suelo lunar, ingresa a este enlace. 

1:00 (del 21 de julio) Tras permanecieron 2 horas y 10 minutos en la Luna,  Armstrong subió al Águila y atravesó la escotilla, siendo ayudado por Aldrin. Luego de una revisión de los equipos, tuvieron una comida en la luna e iniciaron la espera para retornar a la nave madre.  

 La humanidad había llegado a la Luna.