Adam Levine y su esposa, Behati Prinsloo, se mostraron muy unidos al ser captados juntos por primera vez en medio de las acusaciones de infidelidad por parte del vocalista de Maroon 5.

En fotografías obtenidas por Daily Mail el martes, un día después de que saliera a la luz el escándalo, se ve al artista y a la modelo -que está embarazada por tercera vez- recogiendo a sus dos hijas, Dusty Rose Levine (5), y Gio Grace Levine (4) de la escuela en Montecito, California.

Levine (43), que era todo sonrisas, lucía una camiseta de color rojo y pantalones cortos negros, mientras que Prinsloo (34), vestía una camiseta blanca y llevaba el pelo recogido en un moño.

Publicidad

Las fotos fueron tomadas poco después de que Adam usara sus stories de Instagram para negar las acusaciones de la modelo de OnlyFans, Sumner Stroh, quien señaló que tuvo una "aventura" con el cantante y que éste la "manipuló" para que pensara que su matrimonio había terminado.

"Se está hablando mucho de mí en este momento y quiero aclarar las cosas", comenzó diciendo en su storie más temprano ese día el 20 de septiembre. "No tuve una aventura, sin embargo, crucé la línea durante un período lamentable de mi vida", expresó.

Pero estas no fueron las únicas fotos que los paparazzis lograron obtener de la pareja, ya que este miércoles fueron fotografiados caminando en la calle con una de sus dos hijas y otra persona, muy sonrientes.

Mientras Behati sostenía la mano de la pequeña, dejando ver su pancita de embarazada, atrás caminaba Adam cargando un gran bolso.

REVISA AQUÍ LAS IMÁGENES

 

 

Publicidad